Los candidatos a las primarias de JxCat Laura Borràs y Damià Calvet han reclamado ser el partido independentista más votado en las próximas elecciones para garantizar un gobierno con ERC y evitar que los republicanos reediten un tripartito o pacten con formaciones no independentistas.

Durante el primer debate en las primarias de Junts en Catalunya Ràdio, Calvet ha asegurado que para poder garantizar un gobierno entre JxCat y ERC "necesitamos que gane JxCat" porque si no, "podrían pasar otras cosas". Borràs ha advertido de un ambiente de "flirteo" para volver a impulsar un tripartito y ha dicho que quien plantea este pacto "no prioriza la independencia". El candidato Jordi Ferrés ha reivindicado que JxCat y ERC vayan en un mismo "paraguas conceptual".

La estrategia para la independencia

Durante el debate en la radio pública catalana se ha hablado de qué estrategia hay que seguir en caso de que el independentismo supere el 50% de los votos. Ferrés ha defendido ser "consecuentes" con el mandato del 1-O. "Todos querríamos que se hiciera efectivo, pero tenemos que tener el momento. Buscar el momento con inteligencia y firmeza", ha apuntado.

Calvet ha asegurado que el 1-O fue una "gran victoria" y que el 14-F hace falta que también lo sea. "Hay que acumular victorias hasta que encontremos el momento que con reconocimiento interno y externo podamos hacer la independencia. No podemos renunciar a la unilateralidad", ha concluido.

El conseller de Territori ha dicho que la primera victoria clara tendría que ser la amnistía y el reconocimiento de la autodeterminación.

Borràs ha descartado marcar plazos y ha dicho que hace falta dar pasos "decididos" y trabajar "cada día" por la independencia. "Si tomamos otros caminos no avanzamos en la independencia. No puede haber pausas", ha expresado. La portavoz en el Congreso de JxCat ha reivindicado tener "todas las herramientas y recursos" para tomar decisiones con "plenitud".

El último CEO

Según el último Barómetro de Opinión Política del Centro de Estudios de Opinión (CEO), que se ha publicado este viernes por la mañana, ERC ganaría las elecciones al Parlament con 36-37 escaños. El partido de Oriol Junqueras aumentaría en 4-5 diputados con respecto a las elecciones del 2017 y quedaría a una distancia de entre 7-8 escaños de JxCat.

En tercera posición se situaría el PSC (22-23), Cs perdería más de 20 diputados y se quedaría con 13-14, PP (8-9) y CUP (6-8) mejorarían resultados, mientras que los comuns se mantienen con 7-9.

Vox podría irrumpir en el Parlament con 7-8 escaños y el PDeCAT podría tener uno. La mayoría independentista en el Parlament podría aumentar hasta 5 escaños, ahora tiene 70, pero el porcentaje de voto independentista se quedaría en el 48,4%, ahora es del 47,6%.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat