El presidente de Foment del Treball, Joaquim Gay de Montellà, no se resigna a que el exdiputado democristiano y empresario Josep Sánchez-Llibre se haga con las riendas de la patronal catalana, cuando a finales de año acabe de su mandato. En un último intento de frenar el empuje que ha conseguido Sánchez-Llibre, ha ofrecido al empresario Pedro Fontana que sea su candidato a presidir la entidad.

Fontana es el cuarto nombre que sondea Gay de Montellà, que ya ha tenido que encajar antes el portazo del presidente de Fiatc, Joan Castells, el exconsejero delegado de Planeta José Lara, y el financiero Carles Tusquets, que la semana pasada anunció que encabezaría una candidatura para presidir la Cámara de Comercio de Barcelona.

Fontana ha sido presidente de la Fundación ESADE y del Círculo de Economía y ha ocupado cargos de responsabilidad en diferentes empresas del sector financiero. Actualmente es miembro del comité ejecutivo de Elior Group y director general de Elior Concesiones.

Aunque fuentes próximas al empresario han indicado que se inclina para no aceptar la propuesta, Fontana ha pedido unas horas para dar respuesta.

Desde que anunció hace unos meses su candidatura, Sánchez-Llibre ha conseguido el apoyo de numerosas organizaciones territoriales y sectoriales de Foment, con lo cual se ha situado como uno de los nombres con más posibilidades por hacerse con el relevo a la presidencia de la patronal.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat