La policía española ha quedado avergonzada por los CRS franceses, a los que vieron actuar en el corte de Tsunami Democràtic en El Pertús, en la Catalunya Nord, según informa El Confidencial Digital.

Las autoridades policiales francesas se enfadaron con las españolas, porque no impidieron que la movilización del Tsunami entrara en territorio administrativamente francés. "En Francia no daban crédito a la pasividad de la policía española, que no impidió el paso de los que querían bloquear una de las principales arterias de la zona, que une los dos países", añade.

Un agente español que actuó en la Jonquera ha transmitido en declaraciones a El Confidencial Digital, su decepción. "Nuestra reacción, en comparación con la Gendarmería francesa, ha sido algo vergonzoso", ha indicado. "Nosotros esperábamos órdenes y después nos agredían. Actuamos tarde cuando ellos [los CRS] reaccionaron enseguida. Y mientras en Francia usaban gas pimienta, nosotros no teníamos más que el material de siempre", añade.

Apunta que mientras que los CRS franceses detuvieron a 18 catalanes, en territorio administrativamente español sólo se detuvo a uno.

Según El Confidencial Digital, cuando los manifestantes atravesaron la frontera hacia el sur "pusieron en problemas a la Policía Nacional y a los Mossos d'Esquadra, que no impidieron las sentadas a la espera de órdenes".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat