Los correos electrónicos de los miembros del tribunal del procés han sido el objetivo de hackers, según el CNI. El Confidencial asegura, este sábado, que la agencia de inteligencia ya habría informado al Tribunal Supremo de estos intentos de acceder a los correos de los magistrados de la Sala del Penal que juzga a los presos políticos catalanes.

El CNI argumenta que se habría tratado de espiar los correos profesionales de Manuel Marchena y de los otros seis jueces de la sala, que cuelgan del dominio del poder judicial, pero también algunas de sus cuentas de correo privadas. La agencia de inteligencia habría instalado cortafuegos para evitar intrusiones en estas cuentas y ahora está investigando el origen del hackeio.

En estos días, con el juicio visto para sentencia, los jueces están preparando sus deliberaciones, pero también han decidido, probablemente a través del uso del correo electrónico, cuestiones tan estratégicas como la denegación de la libertad provisional de los acusados o la negación del permiso en Oriol Junqueras para ser acreditado eurodiputado.

Anonymous Catalonia se ha atribuido los hechos, pero ha negado que hubieran hackeado nada. También se ha reído de las investigaciones del CNI, porque asegura que ellos lo publicaron antes en Twitter.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat