La Guardia Civil acusa al presidente en el exilio Carles Puigdemont de diseñar un "sistema de cortafuegos" para "apropiarse" de las cotizaciones de los catalanes después de la declaración unilateral de independencia.

Lo explica El Confidencial, que ha tenido acceso a unos informes policiales que indican cómo este proyecto lo desarrolló el Departament de Treball con Dolors Bassa al frente. Además, el digital explica que este proyecto para apropiarse de las cotizaciones tendría el apoyo de consultoras y tecnológicas como Deloitte y IBM.

El documento policial dice que, "oficialmente", el Govern optaba por una "ruptura pactada con el Estado para que la porción de la caja de la Seguridad Social que teóricamente pertenecía a los trabajadores, desocupados y pensionistas de Catalunya quedara controlada por la Generalitat". El Confidencial expone que, según la Guardia Civil, los planes de Puigdemont pasarían por hacer que las empresas tuvieran que abonar las cotizaciones de sus trabajadores en la seguridad social de la república catalana.

A pesar de esta versión oficial, las investigaciones policiales aseguran que Puigdemont "habría centrado todos sus esfuerzos en preparar un escenario menos amistoso". El informe policial habla de un plan B que parte de una "desconexión forzosa". Según la policía, Puigdemont consideraría "prioritario" la creación de una seguridad social catalana para recaudar cotizaciones al margen de la Administración española para que, al día siguiente de la independencia, la Catalunya independiente pudiera pagar y cobrar las prestaciones de los ciudadanos.

Las pruebas para realizar este informe policial se encontraron durante los registros del 20 de septiembre de 2017, en este caso durante el registro en el Departament de Treball. La policía apunta que los documentos que se incautaron muestran que el Govern empezó a trabajar en octubre de 2016 en la creación de un organismo que asumiera todas las competencias de la Seguridad Social de Catalunya. El digital comunica, además, cómo se llamaría este organismo: "Agencia Catalana de Protección Social (ACPS).

Deloitte y IBM

La policía indica que encontró, en un bloque de notas de un trabajador de Treball, escritos que confirman que Deloitte asumió el desarrollo del organismo y se convirtió en la empresa encargada de "realizar el seguimiento de su despliegue".

Por su parte, IBM sería la compañía escogida para desarrollar el software que tendría que permitir a la Agencia Catalana de Protección Social gestionar todos los trámites con un alto nivel de seguridad.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat