La crisis sanitaria abierta por el coronavirus ha provocado que se haya declarado el estado de alarma. Pero, ¿qué es el estado de alarma y en qué se traduce?

Esta medida está recogida en la Ley orgánica 4/1981, de 1 de junio, de los estados de alarma, excepción y sitio, y se tendría que aplicar vía un decreto del Consejo de Ministros, en el que se tendría que informar del lugar y los efectos de la medida y también de su duración, que no puede superar los 15 días. En caso de que el Gobierno quisiera alcanzar el periodo de estado de alarma, lo tendría que pedir al Congreso de los Diputados.

¿Cuándo se puede aplicar?

El estado de alarma sólo se puede aplicar cuando hay una alteración grave de la normalidad. Esta alteración grave de la normalidad está delimitada en cuatro posibles situaciones:

  • Grave riesgo, catástrofe o calamidad pública, como terremotos, inundaciones, incendios urbanos y forestales o accidentes de gran magnitud.

  • Crisis sanitarias, como epidemias y situaciones de contaminación graves.

  • Situaciones de desabastecimiento de productos de primera necesidad.

  • Paralización de servicios públicos esenciales para la comunidad y concurra alguna de las circunstancias o situaciones anteriores.

¿Qué puede implicar?

La aplicación del estado de alarma puede implicar varias cuestiones para los ciudadanos:

  • Se podrá limitar la circulación o permanencia de personas o vehículos en horas y lugares determinados.
  • Se podrán hacer requisas temporales de todo tipo de bienes e imponer prestaciones personales obligatorias por parte de las autoridades competentes.
  • Se podrá intervenir y ocupar transitoriamente industrias, fábricas, talleres, explotaciones o locales de cualquier naturaleza, dando cuenta de ello a los ministerios interesados.
  • ​Se podrá limitar o racionar el uso de servicios o el consumo de artículos de primera necesidad.
  • Se podrá impartir las órdenes necesarias para asegurar el abastecimiento de los mercados y el funcionamiento de los servicios y de los centros de producción afectados.

Aparte de estas implicaciones más cotidianas, la aprobación del estado de alarma también provocaría la anulación de las elecciones en Galicia y en el País Vasco, que se tienen que celebrar el próximo 5 de abril.

¿Quiénes son las autoridades competentes?

Por norma general, la autoridad competente para gestionar un estado de alarma es el Gobierno, a no ser que este delegue en otra autoridad menor, como una comunidad autónoma, el liderazgo de esta situación.

Si finalmente se acaba aplicando, sería la segunda vez que un presidente español tiene que aplicar el estado de alarma después de que en 2010, José Luis Rodríguez Zapatero tuviera que cerrar el espacio aéreo español durante los días 3 y 4 de diciembre a causa de la huelga de controladores aéreos.

Sigue la última hora sobre el coronavirus covid-19 en Catalunya y España aquí.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat