Un certificado de inmunidad a la Covid o los tests rápidos son algunas de las opciones para la "paleta de recomendaciones" que está estudiando el comisario europeo del Mercado Interior, Thierry Breton, para poder viajar este verano.

Ante las demandas de los responsables de turismo de varios países europeos para permitir viajar y así reactivar el sector, Breton propone establecer algún tipo de certificado de inmunidad. Según el comisario francés, que se encuentra desde la semana pasada al frente del grupo de trabajo sobre la producción de vacunas en la Unión Europea (UE), la condición para utilizar este certificado sería que quienes quieran ser vacunados hayan podido hacerlo para entonces.

La segunda condición sería el uso de tests rápidos "fiables y lo más exactos posible". "Al entrar en un avión, o bien se hace un test rápido, o bien se muestra un certificado de inmunidad", dijo Breton, que señaló que las compañías aéreas también estudian opciones.

Falta de vacunas

El certificado de inmunidad pasa por la vacunación, aunque según el comisario existe una falta de vacunas a causa de la producción de estas. "Hay que aumentar en potencia nuestras herramientas industriales", dijo.

"Tenemos tres vacunas autorizadas, dos más en las próximas semanas. En menos de un año, tendremos cinco vacunas que funcionan, es todo un logro científico. El problema es la producción", reconoció. La solución no pasará por construir nuevas fábricas, lo que podría llevar unos cinco años, sino reforzar el apoyo de las que existen ya, una decena en el seno de la Unión Europea y Suiza.

Según Breton, el objetivo es que de aquí a finales de verano todos los ciudadanos de la Unión Europea que quieran vacunarse hayan podido hacerlo. "Tenemos que convertirnos en el primer continente en términos de producción de vacunas en un plazo de 18 meses", reclamó.

El certificado, una opción para algunos países europeos

El Reino Unido está explorando la idea de un pasaporte de vacunas que permita a los viajeros demostrar que han sido vacunados contra la Covid, según explicó a principios de mes el ministro de Asuntos Exteriores, James Cleverly. La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, también dio apoyo a la idea de utilizar certificados para identificar personas que han recibido ya la vacuna, aunque expuso que "se trata de una decisión política y legal que se tiene que discutir a escala europea".

Grecia también se mostró partidaria de acoger turistas si demuestran que han sido inoculados. Dinamarca y Suecia ya están trabajando, de hecho, para algún tipo de certificación digital que acredite que el titular está inoculado. 

Los vuelos disponibles este verano

Las aerolíneas tendrán que cumplir el 50% de las exigencias de vuelo este verano, según aprobó la Eurocámara el pasado jueves. El ejecutivo europeo prevé ajustar la flexibilización de vuelos entre el 30% y el 70%, mientras que las exigencias antes de la pandemia de la Covid se situaban en el uso del 80% de las franjas.

Desde el inicio de la pandemia en marzo de 2020, las aerolíneas han estado exentas de la obligación de cumplir las exigencias de vuelo por el descenso del tráfico aéreo por la Covid.

La asociación Airlines for Europe (A4E) celebró que la Eurocámara aprobara flexibilizar el número mínimo de 'slots' este verano, el cual garantiza a las compañías mantener las franjas de cara en verano que viene. "El acuerdo permitirá mitigar el impacto de la crisis en las aerolíneas europeas", señaló la asociación.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat