Un marco de naturaleza incomparable, único y singular es el que ofrece el Delta del Ebro, un paisaje con una gran riqueza biológica que acoge una diversidad faunística y florística de un valor incalculable. Dispone de 320 km2 de superficie, constituyendo así el hábitat acuático mayor de Catalunya.

El delta del Ebro constituye el hábitat acuático más extenso de las tierras catalanas

La profunda humanización y transformación agrícola de una gran parte de su superficie, contrasta con su gran riqueza biológica que lo identifica. La Generalitat de Catalunya, con el fin de hacer posible una armonía entre los valores naturales de la zona y su explotación por parte del hombre, constituyó en 1983 el Parque Natural del Delta del Ebro, un Parque que ocupa parte de las comarcas del Montsià y del Baix Ebre.

EL GARXAL MCEBOLLA

Francesc Vidal, director del Parque Natural del Delta del Ebro, explica que el rasgo característico de este lugar, es que "en Catalunya, la mayor parte de los Parques Naturales se encuentran en zonas de montaña, en cambio, el nuestro, es un pantanal en una zona litoral de interacción con el agua del mar, con una componente humana muy presente que modifica su biodiversidad".

Vidal: "La gran singularidad que tenemos es la elevada biodiversidad, el paisaje, las lagunas... ¡Es un lugar único"!

Paisaje y hábitats

Como resultado de la confluencia de dos medios tan opuestos como el marino y el continental, el Delta del Ebro presenta unas características fisicoquímicas diferentes y cambiantes. Un hecho que ha determinado que este espacio agrupe una diversidad de ambientes que lo hacen una zona de interés internacional.

Los hábitats marinos del Delta del Ebro son las bahías de los Alfacs y del Fangar

Río, mar, bahías, playas, dunas, salobrales, bosque de ribera, lagunas costeras y colmillos forman el paisaje natural del Delta, acogiendo una gran diversidad de organismos adaptados a los diferentes ambientes que genera la gran riqueza de especies que tiene el Delta.

Con la fuerte humanización y la transformación de la mayor parte de la plana deltaica en terrenos de cultivos, se han añadido nuevos ambientes y hábitats que se han convertido en ecosistemas de gran relevancia para la diversidad de la flora y fauna: el arrozal y la huerta.

Captura de pantalla 2017 08 02 en laso 16.50.09

El arrozal y la huerta son ecosistemas de gran importancia para la diversidad de flora y fauna

Los arrozales

Un 65% de la superficie del Delta del Ebro se dedica al cultivo del arroz. Este cultivo, necesita unas condiciones de inundación en agua dulce a lo largo del periodo de crecimiento de la planta, que va de abril a septiembre aproximadamente.

La inundación se asegura mediante una red de irrigación jerarquizada y compleja. El agua se capta al azud de Xerta y se va transportando por gravedad a través de dos canales, uno a cada lado del río, hasta que una vez ha alcanzado el Delta, se empieza a ramificar sucesivamente con el fin de llegar a todas las parcelas de cultivo.

Los extensos arrozales, cambiantes segundos las estaciones, dominan la fisonomía del Delta

El cuadro, cada unidad básica de cultivo, tiene generalmente una forma cuadrangular y está separada del resto de parcelas por un margen denominado cordón. Por la bocana se produce la entrada del agua y sale por el extremo opuesto de la parcela, circulando permanentemente durante el periodo de crecimiento de la planta cultivada. Los desagües finales tiran las aguas en las bahías o en mar abierto.

Captura de pantalla 2017 08 02 en laso 16.57.08

El agua vertida por los drenajes de los arrozales tiene efectos importantes sobre otros sistemas acuáticos como por ejemplo, las lagunas litorales y las bahías. Por otra parte, los drenajes agrícolas tienen también una notable incidencia sobre el flujo de agua en las zonas de colmillos, ya que interceptan parte de la descarga de agua dulce subterránea.

En términos ecológicos, los arrozales se pueden definir como pantanales temporales, con unas características fisicoquímicas y una dinámica temporal fuertemente influenciada por las actividades humanas. El hombre es el principal elemento regulador del sistema y lo hace con la finalidad de favorecer la producción de la especie cultivada.

PLANTACIÓN TRADICIONAL DEL ARROZ AUTOR MARIANO CEBOLLA

Vidal, director del Parque, explica que "los arrozales han cambiado lo regimos hidrológico". "Cuando es la época seca, en verano, aquí es cuando se inyecta agua a partir de los canales de acequia, por lo tanto, es cuando hay más agua". "En otoño, en cambio, se cierran los canales y para nosotros es la época más seca".

"El cultivo del arroz puede ser visto como un sistema agresivo por el medio, una zona inundada de 20.000 hectáreas que se compagina con los hábitats naturales, que acogen miles de especies", detalla Vidal.

La huerta

El paisaje de huerta, formado por hortalizas y fruteros, está integrado por pequeñas parcelas distribuidas dentro de una trama urbana bastante dispersa. Son unos terrenos que se encuentran en la zona de contacto con la plataforma continental, sobre las orillas fluviales donde la estructura del suelo es más elevada, menos salina y más productiva. La mayor parte de las plantas que se cultivan son americanas, como la patata o bien la tomatera. También asiáticas, como los cítricos y la melonera.

La fauna asociada a los cultivos de huerta, invertebrada, se alimenta de las especies cultivadas. Son ejemplos los caracoles, el escarabajo de la patata y la oruga de la col. El grupo de vertebrados más diversificado son los pájaros, donde destacan el mirlo, el jilguero y la vistosa abubilla.

BARRACA|CHABOLA DEL DELTA AUTOR MARIANO CEBOLLA archivo pnde

La fauna

Los invertebrados están muy presentes debido a la diversidad de hábitats y el clima húmedo y templado que propician su aparición. En expansión se encuentra el cangrejo de río americano (Procamburus sp.). Los mosquitos son los insectos más conocidos y característicos de la zona.

Se encuentran también lepidópteros, con una infinidad de especies que atacan los cultivos: Chilo supressalis, Borbo zelleri o varias especies de Danaus sp. En los arrozales son comunes numerosas especies de pequeños crustáceos como Apus cangriformis.

Los predadores también son bien representados: aranèids como el argiope de los arenales (Argiope lobata) o numerosos odonats como los caballos de bruja o rodadits (Libélula sp.) y toreros (Calopterix sp.).

Captura de pantalla 2017 08 02 a laso 17.07.26

Los coleópteros tienen una numerosa representación y su papel en los diferentes ecosistemas resulta básico: los yayos (Hydrophilus) de los arrozales y sus agresivas larvas y miquels, el género Pimelia de los arenales, como Scarabeus, Anoxia, Amphimalon, Elenophorus, entre otros.

Son habituales las numerosas serpientes de agua, a diferencia de las tortugas, que son poco frecuentes, junto con las granotetes (Hyla meridionalis), casi extinguidas. Entre los sapos hay el común y el de espuelas. Las lagartijas se encuentran por todas partes (Podarcis hispanica) y en las playas corren las lagartijas del Psammodromus algirus, arenales y otros. Los tritones son escasos y los dragonets (Tarentola mauritanica y Hemidactylus turcicus) se encuentran básicamente a las edificaciones.

Flamencos APAISADA AUTOR MARIANO CEBOLLA

La avifauna del Delta es la fauna más característica con una importancia cuantitativa y cualitativa que sobrepasa el interés local, teniendo una máxima importancia a nivel internacional. En varias convenciones, el delta del Ebro aparece como una zona de máximo interés por las colonias de cría, anátidas, limícolas y pájaros marinos. También para el paso de pájaros migratorios invernantes.

En octubre y en noviembre los campos inundados son colonizados por miles de pájaros acuáticos

Los meses de octubre y noviembre, cuando el arroz ya es recogido y los campos quedan inundados, estos son colonizados por miles y miles de pájaros acuáticos que pasan en migración o inician su invernada. La situación habitual en otoño es de una media de 53.000 patos y 13.000 fochas y, en invierno, de 26.000 patos y 5.000 fochas. Estas cifras representan más del 90% de los patos de Catalunya en invierno.

2009 GAVIOTA DE AUDOUIN CAPTURANDO UNA SARDINA EN EL VUELO DURANTE LA SALIDA LASO AVES DE MAR ADENTRO STORBERG KLAUS

Especies de interés y habituales en la zona son el cucharón (Anas clypeata) y el pato silbador (Anas penelope) o bien los cuellos verdes o àdenes (Anas platyrhyncos). También se encuentran el pato blanco (Tadorna tadorna), el pato griset (Anas strepera), la cerceta común (Anas crecca) y la raya de cabeza-encarnado (Aythya ferina).

El número de pájaros que se puede encontrar representan el 60% de las especies de Europa

El número de ejemplares de pájaros varía entre los 50.000 y los 100.000 distribuidos en unas 330 especies que representan el 60% de las especies de Europa, con una nomenclatura local que incluye unos 250 nombres y la convierte en una de las más ricas del mundo.

Ejemplos de estos son lo escarba (Circus aureginosus), el búho emigrante (Asio flammeus), el avetoro común (Botaurus stellaris), el martinete menudo (Ixobrychus minutus), el martinete de noche (Nycticorax nycticorax) la garcilla cangrejera (Ardeola ralloides), entre muchos otros.

Captura de pantalla 2017 08 02 a laso 17.11.16

En el Delta, destaca también la presencia de los peces, abundantes por el importante papel que juega el agua en la zona y por los diferentes grados de salinidad, que va desde niveles insignificantes, a los colmillos, hasta el mar. De las especies más abundantes se destacan: mugílids, ciprínids y serrànids, entre otros. Las anguilas han constituido una pesca tradicional, de 30 a 50 toneladas anuales y más de 5 toneladas de angulas. Las especies marinas de moixarres, corvallos, corvinas y tenazas aportan también presencia en el litoral deltaico.

Las anguilas han constituido una pesca tradicional, de 30 a 50 toneladas anuales

Finalmente, con respecto a mamíferos, la intensa humanización del Delta ha hecho que la presencia de grandes mamíferos sea esporádica, como el caso de los jabalíes y los tejones. Actualmente, quedan algunos conejos forestales y se crían zorros. Quedan pocos ejemplares de nutrias, erizos y comadrejas. Son muy frecuentes las ratas de agua, los ratones y los furanys (Crocidura sp).

La flora

La vegetación del Delta del Ebro es única en las tierras catalanas por sus características, con más de 700 especies, según los últimos catálogos.

Los salobrales se encuentran plantas muy adaptadas en la sal, que se concentra en sus tejidos y evita así la desecación. Son habituales en los puntos de contacto del Delta con el mar.

cañizo MARIANO CEBOLLA ARXIU PNDE

Los canyissars se encuentran en buena parte de la superficie deltaica, donde hay una capa freática muy elevada a menudo cubierta por el agua, con plantas muy características como el senill (Phragmites communis) y la caña vana (Phragmites communis chrysanthus). En los sitios con más profundidad y agua estable, aparecen las sisques bordes (Cladium mariscus), aneas (Typha sp.) y sisques (Carex sp.).

Dentro de las masas de agua de los estanques, hay macròfits (Najas, Ruppia, etc.), relacionados con la riqueza ornitológica y piscícola de estos hábitats.

La única comunidad forestal deltaica son los bosques de ribera, que aparecen a los bordes del Ebro donde el terreno es más elevado y la presencia del agua es siempre constante. La alameda ocupa los lugares más altos y en las partes más bajas aparece el salzerar (Salix alba), junto con los alisos, los fresnos, los olmos, las vimeneres y otros como los chopos, los eucaliptos, las robínies y los plátanos. El bosque se va empobreciendo el lado de influencia más marina hasta donde sólo quedan los tamariscos.

Los pequeños lagos de agua dulce, denominados colmillos, se encuentran la nimfea blanca (Nymphaea alba) y lenguas de oca (Potamogeton sp.), las cuales crean problemas a la agricultura por tal como invaden los canales y los arrozales.

MCEBOLLA ARXIUPNDE

Finalmente, los arrozales se comportan como pequeñas balsas buena parte del año, donde encontramos la anea, el llaponet de pato (Lemna sp.), la utriculària y otros como la presseguera (Ammania coccinea), el aufàbiga (Bergia aquatica) y el aufabigueta (Lindernia dubia).

Itinerarios y actividades para hacer con familia

El Parque pone a la disposición de sus usuarios y visitantes una serie de rutas y propuestas para hacer para conocer sus rincones con más encanto. Se encuentran itinerarios como los de:

  • Itinerario por el hemidelta norte
  • Itinerario por el hemidelta sur

0001

Para la observación de pájaros se pueden distinguir:

  • Observación de pájaros: Itinerario sur
  • Observación de pájaros: Itinerario norte

Otras opciones para pasar ratos entretenidos y divertidos dentro del Parque, son las actividades del ocio que este ofrece. Las características físicas propias del Delta, completamente plano y con varias masas de agua, lo hacen un espacio donde se permite disfrutar de la naturaleza yendo en bicicleta, haciendo rutas con caballo, yendo con canoa o excursiones y rutas a pie.

BICICLETA AUTOR M CEBOLLA ARCHIVO PNDE

Dentro del mismo Parque, se encuentran unos puntos de interés especial, como son:

  • La laguna del Encierro: un buen sitio para observar flamencos.
  • La Encañizada: una gran pradera sumergida
  • Los colmillos de Baltasar: cuando el agua surge del suelo
  • La punta del Cuerno: la joya del Parque
  • Buda: la última isla
  • El Viento del Sur: un brazo de río que no siempre llega al mar
  • La desembocadura del Ebro: la última frontera
  • La punta del Fangal: un desierto rodeado de agua
  • Las Ollas: la laguna más pequeña del Delta
  • La laguna del Canal Vell: el origen del Parque
  • El Garxal: la balsa más reciente

¿Cuándo visitar el Delta del Ebro?

El director del Parque Natural, Francesc Vidal, detalla que "se tiene que visitar 4 veces el año", una por estación, "cada estación tiene su encanto". Explica que "en invierno, todo es seco; en primavera, los campos se encuentran inundados; en verano todo el paisaje es verde y al otoño, el cultivo está maduro, amarillo, con otras tonalidades". Para los que les guste observar pájaros, asegura que en invierno hay unas especies y en verano encontrarán otras de bien diferentes.

Vidal: "El Delta es un espacio que va cambiando el largo del tiempo"

Como recomendación personal, Vidal aconseja "pasear por las bahías, con el mar grueso y a la vez, con el mar más calmado, donde pueden jugar los niños y niñas, disfrutando del paisaje y la tranquilidad".

MIRADOR DEL PUENTE DEL TRABARA AUTOR MARIANO CEBOLLA

Por lo que hace el turismo, el papel que juega este es mucho importante. El director del Parque explica que "primero se trabajaba con la idea de regular a los visitantes ofreciendo estructuras, miradores y haciendo más accesible los espacios", ahora, en cambio, asegura que "somos más proactivos, el turismo que nos visita valora la convivencia entre las actividades humanas y la biodiversidad de la zona".

Vidal: "Los visitantes del Parque buscan relajarse en el espacio natural que ofrece este lugar"

 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat