Caso inédito en toda España, el TSJC da la razón a la demanda de una empresa dedicada a la actividad turística para que le rebajen en un 50% el precio del alquiler de unos pisos turísticos que tenía arrendados con un gran tenedor. La empresa, que en este caso no es un hotel, era la inquilina de estos inmuebles y alegaba la rebaja porque su facturación, desde el inicio de la pandemia había caído a la mitad por la situación derivada de la Covid-19.

Con el caso sobre la mesa, el juez ha determinado dar la razón al demandante con carácter retroactivo desde el pasado mes de marzo del 2020 hasta el próximo 31 de marzo de este 2021. No se marca jurisprudencia, ya que tendría que ser por un juzgado de primera instancia, pero sí se convierte en una resolución de referencia a todo el estado español.

El caso

La empresa VIENTRE SL presentó una demanda contra un gran tenedor de nombre 'Alfredo' por el alquiler de 26 viviendas y un local situados en Barcelona. Todos estaban destinados a la actividad turística, suspendida por la Covid-19 desde que se decretó el estado de alarma. Ventre dejó de pagar durante la primavera alegando que había perdido más de un 80% de su facturación y no podía asumir unos pagos mensuales de 40.877,55 euros.

El juez ha dado la razón a la inquilina por|para "una alteración imprevisible" de las circunstancias y el tenedor no tiene derecho a una indemnización y tendrá que abonar los cobros recibidos desde el 15 de marzo del año pasado, en total 81.936,33 euros. Además, también niega que la empresa haya incumplido ninguna obligación de acuerdo con la normativa marcada por el Gobierno.

Sentencia del TSJC

El turismo no mejora

El Instituto Nacional de Estadística confirma que la principal fuente económica del estado español, el turismo, está en números rojos. En el caso de Catalunya, sobre los datos de noviembre se han registrado un 94,4% menos de turistas internacionales, en total 58.794 visitantes según los datos de Movimientos Turísticos en Fronteras. Para que nos hagamos una idea, en 2019 el número de visitantes llegó a 1.047.163, unos datos insostenibles ahora mismo.

Si nos fijamos por comunidades autónomas, todos los indicadores caen en picado y sólo las Canarias consiguen un pequeño repunte, con 160.662; la segunda es Catalunya con los 58.794 visitantes ya citados; y el País Valencià con 53.846. El desastre mayor se lo llevan las Islas Baleares, con 20.102 visitantes.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat