La denominada Operación Diálogo se desfibró pero Soraya Sáenz de Santamaría no se arruga. Este domingo se celebra Sant Jordi y, hábilmente, la vicepresidenta del Gobierno español ha aprovechado un resquicio, una invitación cursada en origen al Ministerio de Cultura, según ha sabido El Nacional, para presidir un acto en Catalunya de la máxima relevancia cultural.

La Cambra del Llibre, que preside Patrici Tixis, y el Gremi de Floristes, que encabeza Joan Guillen, han convocado este viernes el mundo de la cultura al acto en apoyo de la candidatura de la fiesta del libro y la rosa como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad de la Unesco.

En el acto, que se celebrará en el CaixaForum, también estará el conseller de Cultura de la Generalitat, Santi Vila; pero es la número dos de Mariano Rajoy quien ostentará la posición de máxima relevancia, la presidencia.

No será la primera vez que Santamaría viaja a Catalunya en pleno Sant Jordi. Pero el contraste con la anterior visita, en el 2014 -en la imagen-, es notorio. En aquella ocasión casi se fortificó en la Delegación del Gobierno central, donde, acompañada de la entonces delegada Llanos de Luna, y de su fiel secretario de Estado José Luis Ayllón, la vice celebró una reunión con miembros del sector editorial. Le regalaron dos rosas y un libro quadrilingüe: Tot el que cal saber sobre la literatura catalana, editado en catalán, castellano, inglés y alemán.

El 2014 era el año de la consulta del 9-N, ya procesada, juzgada y condenada por la justicia española. Pero tres años después, el proceso independentista entra en el tramo decisivo -ahora sí que va de veras- y no valen despistes. Soraya, aunque lo niegue, también está en campaña, como su partido en Catalunya. Por supuesto, Xavier García Albiol no acepta el referéndum independentista, si bien, ha programado decenas de actos para defender el no.

¿Cómo se 'coló' Santamaria?

En principio, la presencia de Santamaría en el CaixaForum no estaba prevista. La Cambra del Llibre y el Gremi de Floristes informaron primero de la iniciativa para impulsar la candidatura de la fiesta de Sant Jordi al conseller Vila e, invitaron al acto al Govern y el Ministerio de Cultura, que dirige Íñigo Méndez de Vigo. Después de un tiempo de silencio de Madrid, se les comunicó que sería Santamaría quien asistiría.

Una vez confirmada la asistencia de la vice, los promotores de la candidatura, según las fuentes consultadas por El Nacional, contactaron de nuevo con el Govern para sugerir que asistiera el presidente, Carles Puigdemont, al haberse elevado el rango de la representación del gobierno del Estado. El Ejecutivo catalán valoró que fuera el vicepresidente, Oriol Junqueras, quien finalmente acudiese -además del conseller Villa-, pero esta opción parece que se la ha descartado en las últimas horas.

El mismo día que el gobierno Puigdemont-Junqueras ratificará en un acto solemne en Palau el compromiso con el referéndum independentista, y en vísperas de Sant Jordi, la gran fiesta cívica de la cultura catalana, Santamaría podrá reivindicar para el gobierno del PP el apoyo del Estado a la candidatura, lo cual es de hecho preceptivo para que la Unesco la acepte.

La Cambra del Llibre agrupa a los gremios de Editors -del cual forma parte la Associació d'Editors en Llengua Catalana-, de Llibreters y distribuidores, entre otros. Patrici Tixis preside la Cambra y el gremio de Editors. Es director de comunicación del Grupo Planeta, el gigante editorial con estrechos vínculos con el PP.

Dimisión de Isabel Martí

Fuentes del Govern han expresado su respeto a las decisiones de las entidades promotoras de la candidatura, pero han remarcado el carácter cívico y festivo, y, por lo tanto, no político, que siempre se ha querido dar a la festividad de Sant Jordi a diferencia del Onze de Setembre. "Sant Jordi es la fiesta de la gente y de los libreros", han remarcado. Por eso, entienden que la presencia de Santamaría responde a "una operación política". "Si no hubiera proceso no vendría", añaden.

Es tan evidente el intento de remontada del gobierno español ante la portería del soberanismo en pleno Sant Jordi, y después del nimio resultado de la Operación Diálogo, que el nuevo desembarco de la vicepresidenta incluso ha provocado una crisis en un sector de las entidades organizadoras del acto. La editora Isabel Martí, responsable de La Campana, ha dimitido del cargo en la junta directiva de la Associació d'Editors, de la cual forma parte su editorial, a raíz de la invitación a Santamaría, según ha sabido este diario.  En las últimas horas se ha extendido el malestar entre los editores, según diversas fuentes, ante el calado de la maniobra de la Moncloa en pleno Sant Jordi.

Presencia "constante e intensa"

No consta que el Ejecutivo español otorgara igual relevancia al resto de manifestaciones culturales catalanas candidatas al reconocimiento por parte de la Unesco: la Patum de Berga, los castells, y las Festes de Foc dels Pirineus. Pero es que ni la misma Santamaría ha disimulado en declaraciones públicas la significación política de su visita.

"Esta es una muestra más que la presencia del Gobierno en Catalunya es muy constante y muy intensa", dijo Santamaría el martes en una entrevista en RNE. La número dos de Rajoy justificó el apoyo a la candidatura de Sant Jordi ante la Unesco en tanto que "buen homenaje al libro y a lo que la lengua española y la lengua catalana han hecho por la cultura a nivel mundial".

De la Operación Catalunya, que pretendía estrechar la interlocución del gobierno del PP con la sociedad civil catalana al margen del gobierno de la Generalitat, a la Operación Sant Jordi, para afianzar posiciones en el mundo editorial. La semana que viene será el momento de la Operación Juegos Mediterráneos de Tarragona, donde la vicepresidenta se desplazará para firmar varios convenios.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat