El catedrático de Derecho Constitucional Enrique Álvarez Conde, exdirector del Instituto de Derecho Público de la Universidad Rey Juan Carlos y uno de los principales acusados del mastergate, ha muerto hoy a los 66 años. Álvarez Conde, investigado por varias irregularidades, se enfrentaba a una pena de tres años y nueve meses de prisión de la fiscalía por el caso de Cristina Cifuentes.

El catedrático, que fue el tutor del máster de la expresidenta madrileña, ha muerto a consecuencia de un cáncer de pulmón.

Álvarez Conde estaba imputado por un presunto delito de falsedad documental al reconstruir una acta de la defensa del trabajo de fin de máster que Cristina Cifuentes presuntamente habría entregado en julio del 2012. Al hacerse públicas estas irregularidades, la Universidad Rey Juan Carlos lo suspendió de sus funciones.

El catedrático reconoció su culpa y admitió que intentó reconstruir una hipotética acta.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat