El presidente de ERC, Oriol Junqueras, ha justificado en una carta a la militancia de Esquerra (ERC) desde la prisión de Lledoners la abstención de los diputados republicanos en el Congreso en la fallida investidura de Pedro Sánchez: "(...) me siento muy orgulloso de la madurez y responsabilidad que hemos exhibido republicanos catalanes y vascos. No era fácil, nos empujaban a votar con la derecha extrema. Y no hemos caído en la trampa", afirma.

En la misiva, bajo el título Mano Tendida y mirada larga, el líder republicano recuerda que ERC se presentó a las elecciones españolas con el compromiso de evitar un gobierno de la extrema derecha. ERC y Bildu se abstuvieron en la investidura de Sánchez para facilitar un acuerdo del PSOE con Podemos que no se produjo. En cambio, JxCat votó en contra del candidato del PSOE. 

No obstante, Junqueras se muestra muy duro con el PSOE, de quién afirma que "no evidencia, ni remotamente, la valentía imprescindible para iniciar un diálogo de verdad, entre iguales". Y asegura que, en realidad, los gestos y decisiones de los socialistas evidencian que ERC es su "adversario a batir". Lo ejemplariza con los acuerdos en qué ha participado el PSC para cerrar el paso a los republicanos en la alcaldía de Barcelona o la presidencia de la Diputación, con un acuerdo con JxCat que considera "todavía más sorprendente" que el otro, con los comunes.

Junqueras sostiene que sólo hay dos escenarios posibles en la política española: "o un gobierno del PSOE y Podemos o un gobierno del PSOE en solitario con la abstención del PP o Ciudadanos". Y advierte que ERC no favorecerá "un Gobierno bendecido por un IBEX que ha dejado bien claro, por activa y por pasiva, que su escenario es un pacto del PSOE con la derecha."

Diálogo claro y sincero

A la vez, advierte a Sánchez que ERC tampoco "regalará excusas para impedir un diálogo claro y sincero". Junqueras afirma que el PSOE no quiere una investidura de Sánchez con los votos de Podemos o la abstención de ERC y Bildu, y, por eso, "implora" la abstención de PP y Cs. Pero advierte que no caerán en las "provocaciones" de los socialistas para responsabilizarlos de nuevas elecciones o de una mayoría de la derecha.

"El PSOE nos quiere arrinconar en Catalunya y nos querría en el ala derecha en el Congreso español, votando con la derecha extrema, apartándonos del campo  de juego. Ningunearnos. Nos quieren enfadados, irritados, aislados, y por eso nos provocan cada día", asegura. Junqueras concluye que "Ni la represión, ni la involución de derechos y libertades, ni la prisión (por larga que sea) harán que nos hagan perder el norte".

 

 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat