El presidente de la Cambra de Barcelona, Joan Canadell, no ostentaba este cargo el 1 de octubre del 2017. Todavía quedaban prácticamente dos años, en septiembre del 2019, cuando llegó a la Cambra. Entonces era secretariado nacional de la Assemblea y hoy, en un hilo en twitter, ha explicado las inquietudes que tenía entonces y sigue defendiendo: Estaba en contra de hacer una nueva consulta. Yo apostaba por plebiscito. Participé activamente al 1 de octubre, era la decisión colectiva, y fue la mejor victoria parcial en verso el Estado opresor en siglos". Precisamente, con la palabra victoria, coincide con el vicepresident Pere Aragonès que lamenta al cual desde entonces "no se ha vuelto a repetir ninguna otra".

En un repaso cronológico, Canadell matiza que de victorias se han sucedido posteriormente: "Volvimos a ganar una victoria parcial el 21D de forma clara pero no suficiente. El 30G empezamos a perder batallas y hemos pasado casi 3 años de desconcierto. ¿Y qué? Los retos como los nuestros tienen subidas y bajadas hasta que ganas definitivamente, sólo si no te rindes".

Con este lamento pero un mensaje de esperanza para el independentismo, el presidente de la Cambra plantea dos estrategias diferenciadas, confrontación inteligente o diálogo con el Estado y ampliación de la base y sentencia: "Yo tengo claro que la mejor es la primera pero aceptaré lo que diga la mayoría independentista. Y todos tendríamos que hacer lo mismo".

En la aceptación del juego democrático está la clave del mensaje de Canadell que pide respeto y consenso entre las fuerzas independentistas: "Gane quien gane en las próximas elecciones tiene que marcar la Hoja de Ruta, y el que no gane tendría que aceptar que la mejor es la otra. Pido pues a los tres partidos que respeten la voluntad de la lista más votada. Sea cuál sea de ellas". Para acabar, se muestra especialmente abierto a entender las decisiones de todos los políticos catalanes a independentistas para seguir una estrategia: "Desanimados o nombre recomiendo que leéis los libros de los líderes, escucháis el por qué de las dos estrategias y se hagan debates públicos de las propuestas porque nos jugamos mucho".

Las próximas elecciones, el 7 o 14 de febrero según Aragonès, desde la Cambra se consideran de vital importancia: "Nos jugamos estar en un país pequeño de primera o uno grande que se hunde". Esta advertencia de Canadell lo pilla con una felicitación: "Feliz 1 de octubre, muchos ánimos, cabeza fría, diálogo y aceptación de lo que salga a las próximas elecciones, sea lo que sea".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat