"Quiero ser claro", ha vaticinado Ángel Gabilondo. Y el candidato del PSOE a la Comunidad de Madrid lo ha sido mucho. El dirigente socialista ha rechazado, tal como están ahora las cosas, gobernar de la mano de Unidas Podemos en coalición y tener a Pablo Iglesias de vicepresidente, el modelo que ahora reina en La Moncloa. Aunque los números dieran. Lo ha justificado porque no quiere a nadie con "planteamientos extremistas y radicales". Más bien ha planteado otra hipótesis: una alianza con Ciudadanos y con Más Madrid, la formación de Íñigo Errejón. Habrá que ver si evoluciona este planteamiento cuando se acerque la cita con las urnas.

En una entrevista este lunes al mediodía en La Sexta, preguntado sobre con quien quiere gobernar, Ángel Gabilondo ha respondido que "lo mismo que lo que quería en 2019, con Ciudadanos y con Más Madrid, por ejemplo". Ha omitido deliberadamente a Unidas Podemos y ha insistido en que esta es hoy su preferencia. En este sentido, el candidato del PSOE a las elecciones madrileñas ha lamentado que el partido de Inés Arrimadas "haya optado por otra cosa", aliándose con el PP y el apoyo externo de la extrema derecha de Vox. "Yo no quiero que eso suceda", ha asegurado.

En esta línea, Ángel Gabilondo ha señalado que no le dejaría tranquilo tener a alguien en su gobierno "con planteamientos extremistas y radicales", sin puntualizar a quién se refería. No obstante, preguntado directamente sobre Pablo Iglesias, ha asegurado que "tal como están planteadas las cosas, con este Iglesias, no". Ha remarcado "este Iglesias".

Este planteamiento dista mucho del que hace el vicepresidente segundo del Gobierno, que quiere repetir la fórmula del ejecutivo central, con la presidencia para el PSOE y la vicepresidencia para Unidas Podemos, si dan los números.

Ferraz: "Son manifestaciones del candidato"

Pocos instantes después, desde Ferraz se han desmarcado de estas declaraciones. El secretario de organización del PSOE, José Luis Ábalos, ha subrayado que "estas manifestaciones son del candidato, que tiene el derecho como candidato autónomo que es para definir sus propias ideas y preferencias". Ha descartado también que afecte a la experiencia del gobierno español de coalición, que consideran positiva. "Estamos en campaña electoral y es el momento de que cada uno plantee su fórmula, que es salir a ganar sin interferencias", ha concluido al respecto.

¿Gobierno de PP y Vox?

Continúan las encuestas en plena precampaña. El PP de Isabel Díaz Ayuso sería la primera fuerza política en las elecciones de Madrid del 4-M con un resultado de 55 escaños y se quedaría al borde de la mayoría absoluta si suma a los 12 parlamentarios en que obtendría Vox, según una encuesta de NC Report que publica hoy La Razón. El Partido Popular conseguiría de esta forma 25 escaños más que los 30 actuales de las elecciones de 2019, mientras que el PSOE de Ángel Gabilondo repetiría sus 37 diputados y Vox volvería a sacar a 12 diputados. Sólo necesitarían dos escaños para la mayoría absoluta, y por tanto Ciudadanos podría tener la llave en este escenario.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat