La situación de las obras de la Sagrada Familia ya está regularizada. La Comisión de Gobierno del Ayuntamiento de Barcelona ha concedido la licencia de obras a la Junta Constructora del templo, que establece las condiciones para la construcción de la basílica. Este permiso culmina un proceso pendiente desde que se solicitó la licencia al Ayuntamiento de Sant Martí de Provençals en 1885, hace más de 130 años.

La licencia es fruto de un acuerdo firmado entre el Ayuntamiento y la Junta Constructora en octubre de 2018 según el cual la Sagrada Familia se compromete a aportar 36 millones de euros para financiar los gastos municipales que generan sus actividades. El pacto se formalizó después de dos años de trabajo conjunto entre las dos instituciones, en la cual también se avanzó en la redacción de los dos instrumentos urbanísticos necesarios —una modificación del plan general metropolitano (MPGM) y un plan especial urbanístico integral (PEUI)— para regularizar las obras. Los dos planes se aprobaron el febrero pasado en el marco del plenario municipal.

La licencia prevé una gran rehabilitación con aumento de volumen y la ejecución de las obras de edificación del templo, que consta del edificio principal, varias torres de alturas diferentes y dos plantas subterráneo.

La polémica de la escalinata

Tanto la licencia de obras como los planes urbanísticos aprobados establecen la ordenación urbanística de la parcela que ocupa actualmente el templo, delimitada por las calles Provença, Sardenya, Marina i Mallorca. Así pues, no se aborda la posibilidad de la continuidad del proyecto con la escalinata de acceso a la fachada de Glòria por la calle de Mallorca, que obligaría a derribar algunos bloques.

No obstante, ahora que ya se han tramitado y concedido las licencias correspondientes, el próximo paso una vez constituido el nuevo Gobierno municipal será promover una comisión de trabajo para estudiar y abrir el debate sobre las posibles soluciones para resolver la afectación urbanística. Esta comisión tendrá participación del patronato, vecinos y entidades de ciudad.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat