Ryanair ha anunciado hoy a su personal que cerrará su base de Girona, lo que se añade al cierre ya anunciado de las bases de Tenerife, Lanzarote y Gran Canaria, a partir del 8 de enero del año próximo. En el aeropuerto de Girona, eso podría afectar a unos 164 trabajadores, entre pilotos y personal de cabina, según ha informado el canal 3/24.

En una carta dirigida a los trabajadores, la compañía explica que los beneficios han caído porque el mercado europeo está saturado, y da las culpas también al retraso en la entrega de nuevos modelos de Boeing.

La empresa se abre la puerta a recolocar trabajadores en otras bases de la península o en otros países. Emplaza a los sindicatos a negociar el expediente de regulación de empleo a partir del 8 de setiembre. La dirección de la compañía y los sindicatos están negociando estos días en Madrid, ante la convocatoria de huelga anunciada a partir del 1 de septiembre.

 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat