El papa Francisco asegura en una entrevista al programa Salvados que "el Vaticano no se salva de los límites y de los pecados y las vergüenzas de otras sociedades". En un adelanto de la entrevista publicada en La Vanguardia, el pontífice recomienda a todas las víctimas de abusos acudir a la policía y admite que algunas personas hayan podido quedar "insatisfechas" con la primera cumbre sobre el escándalo.

Con todo, dice que "iniciar procesos es la manera para hacer que sea irreversible el cuidado". Preguntado por las víctimas de la Guerra Civil que siguen en cunetas por toda España, el papa Francisco dice que "una sociedad no puede sonreír al futuro teniendo a sus muertos escondidos".

En este sentido, explica que en su país, Argentina, siempre ha defendido "el derecho a la verdad sobre lo que pasó" y el derecho "a una sepultura digna, a encontrar los cadáveres". "Los muertos son para ser enterrados, son para estar individualmente en los cementerios, no para ser escondidos. No tendrás nunca paz con un muerto escondido. Nunca", explica.

El papa Francisco también responde en 'Salvados' sobre la crisis de refugiados y el bloqueo del barco de rescate catalán Pro Activa Open Arms en el puerto de Barcelona. "Me consta que las autoridades de Barcelona están dispuestas a recibir, acompañar, promover e integrar. Lo he hablado con ellos. Y el caso del Open Arms me parece una injusticia muy grande", asegura.

En la entrevista, el pontífice se muestra contrario a la interrupción del embarazo, incluso en caso de situaciones extremas como las de una violación. "Sé que no es lícito eliminar una vida para resolver un problema", dice.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat