El obispado de Alcalà d'Henares imparte terapias ilegales y clandestinas para curar la homosexualidad. Este tipo de cursos están prohibidos por la ley de Protección Integral contra la LGTBfobia de la Comunidad de Madrid.

La existencia de estos cursos ha sido denunciada por eldiario.es, que el 21 de marzo pasado pudo asistir a una sesión en el Centro de Orientación Familiar Regina Familiae, servicio que pertenece a la diócesis de Alcalà y que se encuentra en sus instalaciones. El obispado, según informa el diario, niega que se traten de terapias reparativas y sostiene que se trata de formación educativa-sexual.

Eldiario.es asegura haber comprobado en primera persona que tanto el contenido del material entregado como la primera sesión de la supuesta terapia no busca otra cosa que conseguir que la persona deje de ser homosexual. Los cursos los imparte una mujer que asegura ser doctora en biología que no está acreditada para hacer ningún tipo de terapia de ningún tipo.

Aunque el obispado niega que se trate de una terapia reparadora, la misma terapeuta en la grabación de una de las sesiones admite que sabe que aquello que está haciendo es ilegal y la ley lo prohíbe. "Explicarte por qué sientes lo que sientes y como dejar de sentirlo se considera homofobia. Yo sé que eso tiene consecuencias. Podrían llegar incluso a cerrarnos el centro", afirma según recoge eldiario.es.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat