Los nietos del dictador Francisco Franco no se han pronunciado públicamente sobre el traslado de los restos de su abuelo. Los despojos que descansan en el mausoleo del Valle de los Caídos, construido por los prisioneros republicanos de la Guerra Civil durante 1949 y 1958, ahora podrían ser exhumadas con la modificación de ley que ha propuesto el actual partido del gobierno.

Según ha anunciado el diario La Razón, los siete hermanos Martínez-Bordiú Franco han enviado una carta al prior del Valle de los Caídos, Santiago Pedrera, en la cual le exigen que haga saber a la Santa Sede que su deseo es que los restos de Francisco Franco no salgan del recinto que se preparó al municipio madrileño de San Lorenzo de El Escorial.

A pesar de todo, el diario madrileño manifiesta que el Vaticano ciertamente es una autoridad en el mausoleo y basílica del Valle de los Caídos. Una autoridad, sin embargo, que no tendría competencia al decidir sobre los despojos de los difuntos que allí hay enterrados. Además, aseguran que el Vaticano no tiene ningún interés en pronunciarse sobre el tema ni entrar en el debate sobre los restos del dictador español.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat