El presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, pretende sacar los restos de Franco del Valle de los Caídos de "manera inminente". Previsiblemente será en julio cuando se llevarán a cabo las labores de exhumación del dictador. 

De esta manera, la intención del Ejecutivo es empezar a dar cumplimiento cuanto antes al mandato aprobado en el Congreso el año pasado que pedía sacar sus restos del mausoleo y trasladar los de José Antonio Primo de Rivera a un lugar no preferente de la basílica.

Tras ese traslado, el Ejecutivo quiere negociar con el resto de los partidos cómo convertir el Valle de los Caídos en un lugar de memoria de todas las víctimas de la Guerra Civil y del franquismo, no sólo de los muertos del bando franquista. De momento, todos los partidos menos el PP son favorables, incluido Ciudadanos, aunque habrá que esperar a la concreción de las medidas para ver el consenso con el que cuentan.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat