El PDeCAT revisará todas las iniciativas que tiene pendientes en el Congreso y en el Senado. Los demócratas quieren evitar que se vuelva a producir una situación como la de este miércoles, cuando han tenido que retirar una moción en el Congreso que habían pactado con el PSOE sobre diálogo "sin límites" y dentro de "el ordenamiento jurídico".

La moción se ha retirado al constatar que paralelamente, los socialistas votaban a favor de una iniciativa del PP en el Senado por la unidad de España y contraria a un referéndum. Antes que el PDeCAT retirara la moción en el Congreso, ERC ya había anunciado que se abstenía a raíz de la intervención del PSOE ante el hemiciclo asegurando que se podía hablar de todo excepto de un referéndum de autodeterminación.

Esta situación se produce en un momento en que los diputados y senadores demócratas viven todavía en pleno proceso de transición para adaptar su estructura a Madrid a la nueva dirección del PDeCAT, de la cual Marta Pascal fue descabalgada antes del verano después de un pulso con el presidente en el exilio Carles Puigdemont.

Como consecuencia del relevo en la dirección, ganó fuerza como número dos en la nueva cúpula del partido, que ahora preside David Bonvehí, la diputada en el Congreso Míriam Nogueras que cuenta con el apoyo de Puigdemont, y que serà la nueva responsable de los parlamentarios demócratas en Madrid.

De hecho, Nogueras ya ha está asumiendo esta responsabilidad, según fuentes del grupo, aunque todavía no se ha formalizado el relevo. El ascenso de la diputada ha apartado de la dirección en el Congreso al diputado Jordi Xuclà, próximo a Pascal.

El objetivo es garantizado la coordinación con Puigdemont y con JxCat y el Govern de Quim Torra. De hecho, tanto el portavoz de JxCat como la consellera de Presidencia, Elsa Artadi, durante la rueda de prensa del Govern del miércoles avalaron la iniciativa del PDeCAT.

Dirigente demócratas admiten que la revisión de las iniciativas pendientes, quedará en manos de Nogueras, pero se hará de manera coordinada con Puigdemont y Bonvehí, de la misma manera como se decidió el miércoles la retirada de la polémica.

Todo ello ha provocado malestar del portavoz del PDeCAT, Carles Campuzano, que se había encargado de negociar con el socialista José Zaragoza la enmienda de la ley. Campuzano ha tildado públicamente este jueves de error "de todo el mundo" la decisión de retirar la enmienda. "Siempre, mi cargo de portavoz está a disposición del presidente del partido", ha asegurado.

El acuerdo inicial sobre el texto de la moción pactado entre Campuzano y Zaragona provocó sorpresa en los escaños de ERC. De hecho, tan pronto escuchó la intervención del socialista en el hemiciclo asegurando que se podría hablar de todo menos de un referéndum de autodeterminación. El republicano Joan Tardà se dirigió inmediatamente al diputado socialista para advertirle que no podrían votar a favor de la moción acordada.

Igualmente sorprendidos quedaron los socialistas con la posterior retirada de la moció que el día anterior habían pactado.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat