Poco antes que empezara la mesa de diálogo entre la Generalitat y el Estado, el presidente de Castilla-La Mancha, el barón socialista Emiliano García-Page, ha cargado contra las dos formaciones del Govern por las desavenencias que se produjeron ayer con motivo de la delegación escogida por Junts.

Page, que ha hecho estas declaraciones después de inaugurar en Talavera de la Reina (Toledo) el Centro Regional de Innovación Digital, ha lamentado que en la negociación, unos harán "un esfuerzo enorme de talante", en referencia al Gobierno, y sin embargo, otros, en referencia al independentismo, demostrarán "una ausencia enorme de talento", sobre todo a la hora de representar los intereses de su pueblo.

"Quiero recordar hoy, y lo digo en un tono relajado y tranquilo, que eso es cuestión de todos", ha afirmado. De esta manera, Page ha indicado que "la Generalitat de Catalunya puede sentarse hablar con el Estado porque existe, y existe porque lo decidieron todos los españoles en decisión constitucional, por lo tanto --ha dicho-- no puede haber bajo ningún concepto ninguna opción a pensar que aquello que dependa y afecte a todos lo decida sólo una parte".

Tres días pronunciándose

Hoy ha sido el tercer día consecutivo que Page se ha pronunciado sobre la mesa de diálogo. Ayer mismo, el presidente manchego vaticinó el diálogo entre el Gobierno y Catalunya "no irá bien nunca si quien pone más de su parte es España y donde hay una falta absoluta de diálogo es en la misma Catalunya", coincidiendo con la demanda que hace semanas que hace el líder del PSC en el Parlament, Salvador Illa.

El problema, según el presidente autonómico, no es hablar, porque todos los presidentes del Gobierno han mantenido un diálogo con la Generalitat, sino la falta de diálogo en la misma Catalunya, ya que los independentistas no hablan entre ellos y, además, se niegan a hablar con más de la mitad de Catalunya, a quien no escuchan.

El lunes, el líder manchego ya quiso dejar claro que "el Gobierno de España, ni el de hoy, ni el de mañana, ni el de ayer, puede estar en una situación, nunca, de igual a igual con el Gobierno de Castilla-La Mancha, y digo con este porqué lo puedo decir sabiendo que tiene las mismas condiciones, la misma competencia legal y el mismo alcance constitucional que los otros gobiernos autonómicos de España, de todos", en clara a alusión a la negociación entre la Moncloa y la Generalitat.

Page añadió que "nada" que afecte al conjunto del país se podrá decidir "sin que participemos todos en las decisiones", y en este sentido indicó que esperaba que se impusiera "el sentido común, y si es común ya será sentido porque no ha florecido mucho en otros años".

 

Imagen principal: el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, durante su intervención en el acto de toma de posesión de los vocales del Consejo Consultivo de la región / Foto: Efe

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat