Cuando el tristemente famoso 27 de octubre de 2017 el Senado avaló la aplicación del 155 con el apoyo de PP, PSOE, Cs, UPN, Foro Asturias y Coalición Canaria, el entonces senador José Montilla optó por marcharse y no participar de la votación. Lo hizo argumentando que su "compromiso con la institución que presidió —el Govern de la Generalitat—" le obligaba a "actuar no pensando sólo en su partido —el PSC— sino también en los que tenían dudas sobre el 155". Así lo razonó entonces, y así lo ha reiterado esta mañana, "por fidelidad a las instituciones", durante su comparecencia como testigo en la comisión de investigación del 155, en el Parlament. El expresident ha defendido que "se habría podido evitar si todos hubieran sido capaces de templar sus actos".

En su libro de memorias, Mariano Rajoy afirma que se habría intervenido la Generalitat independientemente de si Puigdemont frenaba la declaración de independencia y convocaba elecciones o no. Montilla, que aquel día mantuvo contactos tanto con el president de la Generalitat como con el del Gobierno, ha desmentido la versión de Rajoy. Es más, lo ha atribuido a la "memoria selectiva" que acostumbra a acompañar a alguien que "pasado el tiempo" decide escribir sus memorias. "Se escriben para la parroquia y se dice lo que la parroquia quiere escuchar". Por eso ha concluido que "el 155 se hubiera podido evitar, al margen de lo que haya podido escribir Rajoy". Es decir, que "sin DUI no habríamos tenido 155".

Como prueba de su afirmación, Montilla ha recordado que la votación del Senado se celebró después de que el Parlament declarara la independencia. "No es casualidad", ha subrayado. El expresident ha sido crítico con la manera de proceder del independentismo, pero ha cargado la mayor parte de la responsabilidad de todo lo sucedido en el papel de Rajoy y su gobierno, que no hicieron más que "echar más leña al fuego". Ha asegurado que no vio "voluntad de diálogo por parte de Rajoy" y ha señalado que fue una "actitud impropia" que "el gobierno central desatendiera los gritos de alerta".

Montilla ha concluido que "el 155 fue el resultado del fracaso de la política" donde "todos tenemos parte de responsabilidad". En este sentido, ha dejado claro que era "cuestionable la constitucionalidad de algunos aspectos de la norma". Asimismo, se ha dirigido a los diputados presentes en la sala para preguntarles: ¿Estamos mejor hoy que hace nueve años? ¿El autogobierno es más fuerte? De verdad?". Él mismo ha respondido: "Yo creo que no".

La semana que viene llegará el plato fuerte de la comisión de investigación del 155, con la comparecencia presencial de seis de los presos independentistas. Oriol Junqueras, Jordi Turull, Josep Rull, Raül Romeva, Joaquim Forn y Dolors Bassa saldrán de la cárcel para asistir a la sesión convocada para el día 28 de febrero. 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat