Ni las cargas policiales de estos últimos días, ni el fuerte despliegue de los Mossos d'Esquadra, han impedido el 42º corte consecutivo en la avenida Meridiana de Barcelona. Ahora bien, los manifestantes se han tenido que reinventar para conseguirlo.

Como cada noche, a las 20h un centenar de personas se dirigía hacia el punto de Fabra y Puig para empezar un nuevo corte como protesta a la sentencia al procés, pero la presencia de 10 furgones de la BRIMO ha obligado a los manifestantes a recular y emplazar la asamblea (que celebran cada domingo) en el Monumento de las víctimas del terrorismo en el parque de Can Dragó.

Mossos BRIMO Meridiana @MeridianaResisteix

Fuerte presencia de la BRIMO de los Mossos / @MeridianaResisteix

Una vez allí han decidido una nueva estrategia, una con un precedente infalible: el "Be water", la sabia dicha de Bruce Lee adoptada por los protestantes hongkoneses para esquivar a la policía. Y así ha sido. Aprovechando que esta noche contaban con más personas gracias al apoyo de los CDR, los manifestantes de la Meridiana se han organizado en grupos para realizar varios cortes simultáneos en diferentes puntos de la avenida.

Este nuevo formado "líquido" ha obligado a los Mossos a dispersarse para llegar a controlar todos estos microcortes, hecho que un grupo numeroso de manifestantes ha aprovechado para cortar contundentemente en el punto habitual de Fabra y Puig y parar completamente la Meridiana.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat