El empresario David Marjaliza, el número 2 de la trama Púnica, ha identificado al presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales, como uno de los donantes del PP. En su última declaración en la Audiencia Nacional el mes de julio pasado, Marjaliza reconoció por vez primera que las siglas JEC vinculadas a 60.000 euros y que aparecen en la libreta de Francisco Granados, se corresponden con José Manuel Entrecanales.

Además, Marjaliza asegura que fue el propio Granados, ex consejero de Presidencia de la Comunidad de Madrid, quien le confirmó que el acrónimo JEC correspondía al presidente de Acciona. Añade que le dijo que era “un rata” y que “siempre nos da muy poco”.

Granados, por su parte, ha negado desde un principio la existencia de pagos de empresarios. El que fuera exsecretario general del PP y supuesto cabecilla de la trama Púnica, defiende que no se trata de donaciones y ha negado que esta compañía abonase 60.000 euros en metálico al partido, según interpretan los investigadores de la (UCO) de la Guardia Civil en base a una anotación en su libreta del 18 de mayo de 2014.

Granados niega también que amañara adjudicaciones desde su cargo en la Comunidad de Madrid y desmiente que tras las siglas LD se esconda el empresario Luis Delso y que JLM se refiera a Javier López Madrid. El antiguo número dos de Esperanza Aguirre relaciona esas siglas con eventos del PP.

Reunión con los extesoreros del PP

Marjaliza, que colabora con la Justicia desde el verano de 2015, admitió haber hecho pagos al PP en metálico a través de la Fundación para el Desarrollo Económico y Social. Ofreció detalles sobre un supuesto pago hecho en la sede del PP en Madrid en el año 2007. “Ya nos habían adjudicado obras en el Metro, en la Comunidad de Madrid y Francisco Granados me dijo que teníamos que tener un gesto y que hiciera una donación en Génova", declaró ante la Audiencia Nacional. El presunto pago se habría hecho a través de José Fernández Bonet, exconcejal del ayuntamiento de Madrid, y se habría reunido directamente con Álvaro Lapuerta y Luis Bárcenas, extesoreros del PP.

El empresario ha denunciado en varias ocasiones tener miedo por su vida y la de su familia debido a las numerosas amenazas recibidas por colaborar con la justicia. Aunque en ningún momento ha querido asegurar que dichas amenazas procedan del entorno de Francisco Granados o del PP: "Yo no sé de quién vienen".

Foto: Marjaliza llegando a la Audiencia Nacional para prestar declaración sobre la trama Púnica / EFE

 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat