El concejal de Más Madrid Pablo Soto ha anunciado este martes que renuncia al acta por un presunto caso de acoso sexual. Así lo ha explicado a través de un comunicado difundido a Twitter, donde ha querido dejar claro que renuncia al acta a pesar de no ser consciente de cuál es el motivo por el cual ha sido acusado de acoso ni tener capacidad para reconocer a la supuesta víctima.

Soto ha explicado que, según los detalles que le han podido facilitar, el caso se habría producido mientras bebía unas cervezas después del trabajo. "Le pedí a una persona del entorno del grupo de trabajo que me ayudara a ir al lavabo. Tengo una discapacidad importante, voy en silla de ruedas, y en algunas ocasiones no puedo ir al lavabo sin ayuda", ha explicado el ya exconcejal de Más Madrid.

Soto ha seguido explicando que, una vez en el lavabo con la presunta víctima, le habría hecho algún comentario "con tono o significado sexual". Posteriormente, según ha relatado él mismo, habría acudido a una reunión donde su presencia resultó extraña e incómoda a la persona que lo había acompañado al lavabo.

No obstante, Soto ha asegurado que no recuerda ninguno de los dos episodios. Sobre el episodio del lavabo, ha afirmado que no recuerda haber ido aquel día. Sin embargo, Soto ha reconocido que por el hecho de pesar 45kg, bever unas pocas cervezas pueden "sentarme realmente mal".

Soto ha decidido renunciar al acta porque, según ha dicho, se verá obligado a dar explicaciones y para evitar seguir haciendo daño" a "una persona que se ha sentido herida por mí".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat