El economista Xavier Sala-i-Martin ha reclamado al Govern seguir el ejemplo de los alemanes y adquirir dosis de la vacuna rusa Sputnik V al margen de la UE.

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) confirmó el pasado jueves la eficacia y seguridad de la vacuna AstraZeneca. Tanto el gobierno alemán como el español anunciaron que reanudarían la vacunación con este fármaco.

Sin embargo, para Alemania no es suficiente, y advirtió a la UE que está en un proceso de negociación para comprar la vacuna Sputnik V. Ante esta decisión, el economista ha reprochado al Govern su falta de iniciativa: "Alguien lo está diseñando y haciendo"?.

Según defiende Xavier Sala-i-Martin, "si esperamos a que los burócratas de la UE consigan las vacunas, una gran parte de ciudadanos morirá". "Tenemos que ir directamente y comprar las vacunas nosotros", ha añadido en una publicación en su perfil personal de Twitter. 

Tuit Xavier Sala y Martin vacunas gobierno rusa sputnik alemanes @XSalaimartin@XSalaimartin

Alemania negocia con Rusia

Aunque las autoridades alemanas han reanudado la vacunación con AstraZeneca, el ministro de Sanidad alemán, Jens Spahn, alertó ayer de que la UE no ha adquirido lo bastante vacunas para abastecer todos los países miembros, por lo que no descarta empezar a actuar por su cuenta.

Spahn no pretende esperar una decisión por parte de la UE. Según él, "no hay bastantes vacunas en Europa para parar la tercera ola" y "es posible que en las próximas semanas no podamos dar pasos en la desescalada". Por este motivo, defendió que "si la UE no hace nada, estoy de acuerdo en hacerlo a escala nacional".

De hecho, ya han empezado las negociaciones sobre los posibles contratos de suministro. Spahn aseguró que su ministerio está "en estrecho contacto" con las autoridades rusas, tal como indicó el informativo Tagesschau, de la televisión pública alemana. Tendrán que esperar, sin embargo, a recibir el aval de la Agencia Europea de Medicinas (EMA) sobre el uso del Sputnik V.

Sin embargo, primero se tiene que negociar sobre cuál es la cantidad de dosis que la compañía podría servir por toda Europa en un periodo corto de tiempo. Por otra parte, Spahn abrió la puerta a los fabricantes rusos a producir su vacuna en laboratorios alemanes o europeos.

 

Imagen principal, Xavier Sala-i-Martin / Roberto Lázaro

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat