El líder del PP, Pablo Casado, ha afirmado este lunes en una entrevista en la COPE que "no le temblará la mano" para hacer limpieza en el partido si se demuestra alguna vinculación entre miembros de la formación y el caso Kitchen sobre espionaje pagado con fondos del Estado para tapar la financiación ilegal del PP, aunque ha circunscrito la cuestión a las etapas anteriores a su dirección. "Caerá quien tenga que caer", ha afirmado, a la vez que aseguraba que su formación colaborará con la justicia "si se necesita alguna información". En todo caso ha advertido que no aceptará "una doble vara de medir" y ha preguntado por qué no se pide al líder del PSOE, Pedro Sánchez, que responda "por los GAL o el caso Filesa".

El líder del PP ha prometido "ejemplaridad" al mismo tiempo que ha criticado lo que considera "propaganda" del ejecutivo español contra su formación. Ha expresado sus dudas sobre la Fiscalía, dirigida, ha dicho, por una "comisaria política" como la exministra socialista Dolores Delgado.

En todo caso ha afirmado que él se comprometió a romper amarras con cualquier "conducta no ejemplar" del pasado. "Yo estoy dispuesto a ser ejemplar y decir que quien la hace la pagará, claro que sí, es mi compromiso con los afiliados, pero pondremos el foco y la responsabilidad que se le atribuya a cada uno", ha dicho.

"Conducta ejemplar y tolerancia cero"

A pesar de esta promesa ha asegurado que hoy por hoy no le preocupa la Kitchen porque el principal imputado, el exnúmero dos de Interior Francisco Martínez "no está afiliado al PP". Si se producen otras imputaciones, "no sólo me preocupará, sino que me ocupará". "Yo no pasaré ni una, pero eso es compatible con decir que no admitiré ni juicios paralelos ni condenas de telediario".

Casado ha recordado que los estatutos del PP dicen que cuando hay un juicio oral a un cargo este tiene que dimitir y se le suspende de militancia. Ha afirmado que algunas de las personas a quien se relaciona con la Kitchen no entraron en listas electorales porque ya había indicios. Los apartaron, ha dicho, "sin ser justicieros".

Presupuestos del Estado

El líder del PP ha evitado comprometer que su formación pueda dar ningún tipo de apoyo a los presupuestos generales del Estado, y ha insistido en que, contrariamente a lo que aseguró Sánchez, él nunca abrió la puerta a la renovación del CGPJ. Ha acusado al Gobierno de hacer "oposición a la oposición".

Sobre los presupuestos, ha afirmado que Sánchez está mirando a ERC y está dispuesto a reformar el delito de sedición en la dirección contraria a como lo querría el PP. Además ha reprochado a Sánchez que haya lamentado el suicidio de un etarra. "Si ahora Sánchez empieza a negociar con Bildu, ERC o el PDeCAT tendremos que evaluar qué tipo de PGE quiere", sin embargo "hoy por hoy no hay nada de qué hablar porque no existe ni el anteproyecto".

Casado ha insistido en que el PP no apoyará la moción de censura de Vox porque "los esfuerzos inútiles conducen a la melancolía". No ha aclarado si el suyo será un voto en contra o una abstención.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat