El centro de París se ha llenado de humo. Más de 3.000 agentes antidisturbios han tomado los Campos Elíseos y otras zonas céntricas de París para evitar que los manifestantes gilets jaunes (chalecos amarillos) puedan manifestarse. Pero desde de primera hora de la mañana grupos de manifestantes se han ido concentrando en las zonas prohibidas. Para evacuarles a la policía ha recurrido a las cargas, a los gases lacrimógenos, a los cañones de agua y a las salvas. Entre los manifestantes había algunos de los llamados "casseurs" ("rompedores"), jóvenes violentos que actúan con contundencia contra la policía. Ha habido continuos lanzamientos de adoquines y objetos contundentes contra la policía, y desperfectos en la vía pública.

gilets jaunes pares incidentes acn

Foto: ACN.

Los manifestantes habían rechazado manifestarse en los Champs de Mars, el único espacio que el gobierno les ofrecía, considerando que se intentaba "aparcarlos" y restarles visibilidad. Por eso se han concentrado en el centro. Algunos de los chalecos amarillos han puesto barreras en plenos Champs Elisées, donde se han producido algunos de los incidentes más graves. Algunos de los manifestantes han acusado a los que crean incidentes de ser infiltrados de derechas o de extrema izquierda. La policía ha impedido que los manifestantes se acercaran al palacio presidencial. Los manifestantes, que no se posicionan ideológicamente, tienen el apoyo de fuerzas muy diferentes: desde La France Insoumise, el movimiento de extrema izquierda, hasta el ultraderechista Frente Nacional.

Toda Francia movilizada

Aunque el llamamiento era a concentrar a los manifestantes en París, algunos no han llegado (muchos alegaban problemas económicos) y se han concentrado en los puntos habituales. En diferentes localidades del país los "chalecos amarillos" se han desplegado por carreteras y autopistas. En algunos tramos han levantado las barreras de los peajes y han dejado pasar los vehículos. En otros, han filtrado los vehículos dejándolos pasar poco a poco. En otras acciones, los manifestantes retrasan el tráfico pasando una y otra vez, en grupo, por los pasos de peatones.

Toque de queda en ultramar

Los incidentes son particularmente graves en el departamento ultramarino de La Reunión, donde se ha combinado con protestas por la marginación de la población local. Se ha declarado el toque de queda en el territorio. Incluso los vuelos están prácticamente paralizados desde hace 4 días...

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat