Este miércoles Ajax y Bayern de Munich empataron en el Johan Cruyff Arena (3-3) en un partido que sirvió para que los dos conjuntos se clasificaran para los octavos de final de la Champions.

La imagen del partido, sin embargo, la regaló el alemán Thomas Müller. Quedaban menos de quince minutos de partido cuando el delantero del conjunto visitante propinó una patada espectacular en la cabeza de Nicolás Tagliafico. El jugador argentino, con una herida abierta en el cuero cabelludo, tuvo que ser atendido unos minutos.

El árbitro francés Clément Turpin no lo pensó dos veces y expulsó Müller, que se perderá el partido de ida de los octavos de final.

Tagliafico recordará la noche toda su vida. Después de ver cómo le abrían la cabeza, el lateral cometió un penalti absurdo sobre Thiago en el minuto 85 que permitió que el Bayern se pusiera por delante en el marcador, pero él mismo consiguió el empate en el tiempo de descuento.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat