Verificar declaraciones de políticos y combatir el "ruido" que circula en las redes sociales es la tarea de Verificat, primera plataforma contra la desinformación de Catalunya. Se estrenará con la campaña de las elecciones municipales de Barcelona del 26 de mayo. Desde ahora y hasta el primer mes después de las elecciones, Verificat "dedicará todos sus esfuerzos a comprobar si las declaraciones de los candidatos a la alcaldía se basan en hechos y cifras reales", según la nota de presentación que la plataforma ha hecho pública hoy.

En paralelo, Verificat también detectará y desmentirá el 'ruido' que se propaga en las redes sociales en el ámbito catalán. 'Ruido' significa fake news: textos, fotos, memes, videos o cualquier contenido emitido con intención de confundir o manipular la ciudadanía", explican. También explican qué no verifican: compromisos de campaña, opiniones y comentarios en conversaciones privadas.

Verificar, datos y tecnología

Verificat opera en tres áreas: fact-checking, periodismo de datos y tecnología. Las coordinadoras de la verificación son Alba Tobella, Carola Solé y Roser Toll —periodistas con experiencia en agencias de noticias internacionales—, con el apoyo de tres colaboradores más. De la investigación, análisis, visualización y comunicación de datos se encarga Storydata, que coordinan  las periodistas Eli Vivas y Carina Bellver. De la tecnología se ocupa Lorenzo Marini, fundador de Precept, startup barcelonesa detrás de herramientas como YouCheck, que conecta periodistas con expertos.

El procés de verificación de informaciones arranca una vez seleccionada una declaración y evaluada su relevancia. Verificat identifica el origen y pregunta a la fuente original en qué se basa para hacer esa afirmación —si no queda claro en la misma afirmación. Consultan fuentes y bases de datos oficiales, buscan fuentes alternativas de relieve (académicas, técnicas y especializadas) y contextualizan la información.

Etiquetar verdadero a falso

Finalmente, etiquetan la información como Verdadero (confirmada una vez consultadas diferentes fuentes), Engañosa (verdad a medias, insuficiente o manipulada con el fin de generar confusión), Falsa (las fuentes oficiales y las investigaciones no lo avalan) o No comprobable (los datos oficiales disponibles o las investigaciones hechas no prueban si es verdadera o falsa). El procedimiento de cada verificador será evaluado por todo el equipo de fact-checking, y tendrá que contar con la aprobación de todos los miembros antes de ser publicada.

La verificación del 'ruido' o fake news sigue un camino parecido.

Los promotores describen la iniciativa como "un proyecto periodístico independiente y sin ánimo de lucro" que "se inspira en las plataformas del International Fact-Checking Network para lanzar una propuesta con un acento 100% catalán, hecha desde y sobre Catalunya". ¿Quién lo paga? "De momento trabajamos de forma voluntaria pero organizaremos un crowdfunding y buscaremos apoyo de organizaciones tanto internacionales como de aquí. Somos y siempre seremos totalmente independientes y transparentes", han dicho los promotores.

Abierta a los ciudadanos

Además de ser un servicio a los periodistas, Verificat quiere "convertirse en un espacio de discusión saludable para toda la sociedad catalana", incluida "cualquier entidad que comparta la preocupación por la desinformación". Sus contenidos se publicarán con licencia copyleft y cualquier medio puede reproducirlos siempre citando la fuente.

"Tú también eres Verificat" es uno de los lemas de este proyecto. La plataforma invita a la ciudadanía a contactar a través de un número de Whatsapp (el 666 382 694) para compartir las dudas sobre contenidos sospechosos recibidos o leídos, y anima "a frenar la desinformación compartiendo las verificaciones con familiares y amigos".

Verificat cuenta con el apoyo del Col·legi de Periodistes de Catalunya y la Universitat Ramon Llull-Blanquerna. Se les puede seguir en Facebook, Twitter e Instagram.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat