Los Mossos d'Esquadra tendrán a partir de ahora la figura del instructor forense que se incorpora a la División de Policía Científica. Cuando acabe la primera promoción a finales de mes habrá 30 instructores forenses que trabajarán en la investigación criminal en todo el territorio catalán.

Se trata de un "rol que todavía no estaba integrado en la estructura de investigación", según explica a El Nacional el jefe de la División de Policía Científica, Miquel Àngel Garcia, que ahora coordinará la investigación y la unidad de Policía Científica. "Hasta ahora la Policía científica trabajaba para invesigar en aquellas especialidades independientes como balística, genética, química, fotografía... El problema, que hemos visto con la evolución de la tecnología, que nos está aportando recursos que cada vez nos resuelven más problemas, es que, en casos muy complejos, donde es relevante el uso de esta tecnología, es muy importante que haya un vínculo de unión entre la parte de investigación, y la parte de Policía Científica para darle apoyo," explica Garcia.

Policía Científica inspector forense - CME

Los instructores forenses trabajarán en tres ámbitos: En casos complejos, atentados terroristas e incidentes con víctimas múltiples. Y tendrá dos fases de actuación: durante la investigación e instrucción del caso y en el juicio. "No es una figura de la que abusaremos, porque la destinaremos sólo allí donde creamos que aporta un valor", dice Garcia.

El instructor forense tiene la capacidad de arreglar todas las pruebas "en un orden coherente", sin que la recogida de indicios puedan estropear otras pruebas que se puedan hacer o que se encuentren en la escena del crimen, y puede proponer nuevas pruebas al instructor del caso. Representa una ayuda técnica de coordinación y hará el control de toda la investigación en casos complejos que al investigador se le escapen.

La nueva tecnología del CSI de los Mossos

A partir de ahora los mossos podrán revisar e inspeccionar en detalle la escena del crimen sin pisarla. Mediante un vídeo hecho desde el lugar de los hechos, el investigador se transportará a la escena del crimen. Se podrá mover y acceder a los indicios sin modificar el lugar de los hechos.

 

Las nuevas tecnologías serán claves, tanto en la instrucción de los casos como en los mismos juicios. "Hasta ahora trabajábamos con atestados pero hemos introducido un elemento tecnológico que nos puede trasladar a la escena del crimen. Es un vídeo real que grabamos, y nos podemos mover dentro de la escena del crimen, podemos acceder a los indicios y puedo trasladarme al lugar de los hechos y verlo como lo estaría viendo el investigador en el momento en que estaba haciendo la inspección ocular: ver dónde estaba el cuchillo, el arma, el cuerpo," explica el jefe de la División de la Policía Científica.

La tecnología permite hacer clic sobre las pruebas y consultar las diligencias que hay abiertas e incluso los resultados del laboratorio, en caso de que se hayan hecho pruebas de ADN, o si hay detenidos relacionados.

¿Cómo no habíais inventado eso antes?

La nueva metodología, tanto la tecnología como la figura del instructor forense, se han valorado con la judicatura y la fiscalía. ¿"Como no habíais inventado esto antes"?, dice Garcia que les transmitieron jueces y fiscales.

Hasta ahora era el jefe de la investigación quien se encargaba de poner orden en todo, sin embargo, sin estar especializado. "Tienen mucha experiencia y saben explicarse muy bien, pero como cada vez hay tecnología más avanzada notamos que había cosas que no se acababan de explicar con bastante claridad", explica el jefe de la Policía Científica.

"Al no tener la figura del inspector forense no teníamos nadie que fuera a un juicio a explicarlo todo", concreta Miquel Àngel Garcia.

60 inspectores forenses en la vista

En total se harán dos promociones de inspectores forenses. La primera empezará a trabajar este mes de diciembre. La segunda saldrá de una próxima promoción.

Los primeros 30 inspectores forenses son mandos que ya trabajan en la Policía Científica. De hecho, sólo los agentes de esta unidad pueden acceder a ella. "Hacen falta capacitación técnica y capacidad de dirigir", concluye Garcia.

 

 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat