A Vox tampoco le gusta el topless. Así lo ha afirmado el líder del partido ultraderechista en Catalunya, Ignacio Garriga, que a través de un tuit ha cargado contra la decisión del Ayuntamiento de Barcelona de permitir hacer topless en las piscinas públicas.

"El Ayuntamiento de Barcelona ahora decide que mis hijos tienen que ver topless cuando yo como padre he decidido educarlos en el valor de la intimidad", ha dicho Garriga no dejando claro si este valor de la intimidad también impide a sus hijos ver un torso desnudo de un hombre.

"Esta izquierda es terrorífica. Defender la libertad es respetar a quien quiere ir a una piscina pública y no ver topless", ha rematado.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat