El voto por correo comporta problemas en la mayoría de las citas electorales. El problema más habitual es el retraso al recibir las papeletas para poder hacer efectivo el voto. Sin embargo, de cara a las elecciones del próximo 28 de abril, un vecino de Reus se ha encontrado con otra situación que le ha dejado perplejo.

Según ha explicado a El Nacional, ha recibido este lunes en casa los documentos para votar a través de correo franqueado, después de haberlo solicitado previamente en una oficina de Correus. El pack incluye una hoja explicativa, papeletas de todos los grupos y dos sobres, uno para el Congreso y uno para el Senado.

El sobre del Congreso, sin embargo, no estaba abierto y vacío como se espera, sino que lo ha recibido ya cerrado y, además, con una papeleta dentro. Una papeleta de Ciudadanos por Tarragona de las elecciones generales del año 2016.

En caso de que este voto se hubiera entregado directamente habría sido nulo, ya que la papeleta no es de estas elecciones y, por lo tanto, no contabilizaría. Cabe la posibilidad de que se trate de un voto por correo emitido en las elecciones de 2016 que acabara traspapelándose y se haya vuelto a enviar creyendo que era un sobre vacío.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat