El futuro de la planta de Nissan en Catalunya es ahora mismo uno de los temas de máxima preocupación del Govern a las puertas de la crisis económica y social que seguirá a la del coronavirus. El president, Quim Torra, tiene previsto reunirse con trabajadores de la empresa este jueves de manera telemática, el mismo día en que está previsto que la multinacional japonesa se pronuncie sobre si cierra o no sus plantas catalanas.

Junto con Torra participarán en la reunión con los trabajadores el vicepresident, Pere Aragonès, y los consellers de Empresa, Àngels Chacon, y Trabajo, Chakir El Homrani.

 

El pasado 14 de mayo el diario japonés Nikkei publicó que Nissan cerraría la planta de Barcelona y trasladaría la producción a Renault, después de que la alianza que mantiene estas dos empresas con Mitsubishi plantea un recorte de hasta el 20% de su capacidad productiva para responder a la crisis del Covid-19.

Precisamente este miércoles la alianza de las tres firmas automovilísticas ha anunciado que se repartirá zonas geográficas de influencia y que la francesa Renault será la encargada del negocio en Europa.

Los trabajadores de Nissan se encuentran en huelga desde hace 23 días, como respuesta a la situación de baja producción, al 30% de la capacidad, y la falta de respuesta de la empresa sobre el plan industrial de futuro de las factorías a Catalunya y España.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat