Tensión en Palma. Soberanistas baleares y monárquicos españoles han protagonizado la tarde de este miércoles dos manifestaciones con motivaciones contrarias delante del Palacio Real, con motivo de la recepción organizada por el rey de España, Felipe VI.

Mientras los manifestantes monárquicos han sido convocados bajo el lema "Gracias Majestad" por entidades unionistas de las Illes como Sociedad Civil Balear para expresar su apoyo y admiración al monarca, los soberanistas han querido expresar su rechazo a la monarquía.

Convocados por la Asamblea Soberanista de Mallorca, los concentrados consideran a Felipe VI uno de los principales responsables de la represión en los Países Catalanes y durante la movilización han pedido la libertad de los presos políticos catalanes, han reclamado la independencia y han regañado a los asistentes que iban entrando en el Palau de la Almudaina para la recepción del Rey.

En su llegada, Felipe VI, acompañado de su esposa, Leticia, ha saludado a los concentrados que les apoyaban delante del Palacio acercandose a darles la mano.

Entre los asistentes en la recepción de Felipe VI -la cual es celebrada cada año durante su estancia veraniega en las Illes- ha habido una delegación de Vox, encabezada por el presidente del partido de extrema derecha en las Baleares, Jorge Campos.

Antes de que empezaran las concentraciones, los manifestantes independentistas han denunciado a través de las redes sociales que agentes de la policía española les han recibido con identificaciones y exigiendo que les hablaran en la lengua castellana. También han denunciado que les han requisado banderas, silbatos y "material acústico".

Seguirá ampliación.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat