El expresidente del Gobierno Mariano Rajoy considera que ir a unas terceras elecciones sería "malo" pero que un ejecutivo "condicionado por ERC es peor". En una entrevista en La Voz de Galicia, Rajoy cree que los grandes partidos moderados tendrían que llegar a "un tipo de entendimiento". Por otra parte, ha manifestado que si el PSOE llega a un acuerdo con ERC, Pedro Sánchez tendría que explicar "en qué consiste": "Sánchez no le puede dar a ERC lo que ERC quiere".

"Si Sánchez pretende disponer de la soberanía nacional o autorizar un referéndum estará incumpliendo la Constitución y, por lo tanto, no puede hacerlo", ha dicho. El expresidente ha expresado que no le gustaría un gobierno en España en qué forme parte "la extrema izquierda", en referencia a Unides Podem, y "todavía menos que tenga que recibir el apoyo, no sabemos a cambio de qué, de un partido que hace poco declaraba la independencia en el Parlament".

El expresidente del Gobierno ha animado a "fomentar un acuerdo entre los grandes partidos" para Catalunya "dentro de la ley y el respeto a la soberanía nacional". "Y, a partir de allí, política. Los que no piensen igual que la CUP, que defiendan posiciones los partidos que sepamos dar batalla", ha razonado Rajoy, que ha insistido en que "sin ley, no hay nada, es la selva".

Rajoy ha dicho que la línea roja en una negociación política es siempre la ley y, por lo tanto, los republicanos ni nadie" pueden decir "que no hay líneas rojas, que son las leyes y la Constitución".

Por otra parte, en una entrevista a el ABC, también publicada este domingo, Rajoy carga contra Sánchez por "no haberse dirigido al PP ni a los demás partidos", sino "a la extrema izquierda y a los independentistas" después del 10-N. Por todo ello, cree que los populares tienen que hacer oposición y "explicar que huyendo de las posiciones moderadas no vamos a ningún sitio bueno".

El expresidente, que acaba de sacar el libro Una España mejor, insiste en que la aplicación del artículo 155 sirvió para que los españoles conocieran "qué consecuencias tiene este artículo" y que "España es una nación que se puede defender cuando se la ataca". Rajoy ha admitido que las medidas implementadas en Catalunya en el 2017 "no fueron menores", sino "extraordinarias, duras y contundentes", porque "cesar un gobierno que había sido elegido no se había producido en Europa desde la Segunda Guerra Mundial". "La democracia tiene instrumentos para defenderse, y eso ahora lo tienen muy presente todos, sobre todo los secesionistas," ha remachado.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat