El Parlament ha pedido al Tribunal Constitucional (TC) que desestime el recurso de amparo que el grupo del PSC-Units interpuso por el sistema de votación al Parlament, que cerró las puertas al nombramiento de Miquel Iceta como senador.

Los letrados señalan al TC que el derecho fundamental hace referencia al hecho de "poder ser escogido" y no a "ser escogido". Así, apuntan que el procedimiento de designación, hecho mediante el sistema de votación electrónica y secreta, se desarrolló conforme al establecido normativamente y a todos los precedentes. También apuntan que se ha cumplido el principio de proporcionalidad que tiene que presidir el procés de designación de senadores.

Los socialistas reclamaron, antes del pleno y después de que JxCat, ERC y la CUP anunciaran que votarían en contra de la designación de Iceta como senador –para después convertirse en presidente del Senado-, que la votación fuera secreta mediante papeletas, y no electrónica y secreta, como se había hecho hasta ahora.

La votación secreta mediante papeletas propuesta por los socialistas no admite votos en contra, sólo a favor o abstenciones, mientras que la otra sí que acepta los 'no'. Los letrados recuerdan que todas las votaciones relativas a la designación de los senadores en representación de la Generalitat desde la aprobación de la Ley 6/2010 se han hecho mediante votación secreta y electrónica.

En las alegaciones, los letrados subrayan que hay que distinguirse entre el derecho a presentarse y el derecho a ser elegido, que sólo es efectivo si se obtienen los votos necesarios. Si no, anotan, no quedaría "ningún margen de intervención al Parlamento en los procesos de designación". "El sistema de votación electrónica y secreta resultaba idóneo si de lo que se trataba era de permitir el voto a favor, en contra o la abstención a la propuesta del presidente", insisten.

En más, remarcan que en caso de utilizar el sistema que no hubiera permitido votar en contra de la propuesta, sí que se habría vulnerado el 'ius in officium' de los diputados que querían rechazar al candidato.

Por todo ello, los letrados solicitan que se dicte sentencia en que se declare la inadmisión a trámite o la desestimación del recurso de amparo.

El pleno del TC ya hizo pública en junio una resolución en que, por unanimidad, denegó la petición del PSC-Units de suspender cautelarmente el acuerdo de la Mesa del Parlamento del 16 de mayo del 2019 que estableció el sistema de votación para designar senadores de representación autonómica.

El TC adujo que el sistema de votación elegido por la Mesa del Parlamento fue una "decisión parlamentaria" que no se puede suspender porque "ya ha sido ejecutada plenamente y se han agotado sus efectos".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat