Òmnium Cultural ha denunciado este martes por la tarde en la sede de la ONU en Ginebra las violaciones de los derechos humanos en Catalunya por parte del estado español. El acto, organizado conjuntamente con la Red Europea de Igualdad Lingüística (ELEN), se ha celebrado en paralelo a la 41ª sesión del Consejo de los Derechos Humanos de la ONU que empezó este lunes.

Bajo el título "La violación de los derechos a la libertad de reunión pacífica y de asociación en España", han intervenido como ponentes Duncan McCausland, exdirector del servicio de policía de Irlanda del Norte y coautor de las pruebas de expertos sobre el comportamiento de los manifestantes el 20-S y el 1-O, Dominique Nogueres, vicepresidenta de la Federación Internacional para los Derechos Humanos (FIDH) y observadora internacional del juicio y del 1-O, y Txell Bonet, periodista y pareja de Jordi Cuixart. El moderador ha sido Jean Philippe Ceppi, periodista y productor de Temps Présent de la Radio Télévision Suisse (RTS).

McCausland ha recordado la conclusión a la que llegaron después de analizar las imágenes del 20-S y el 1-O, en que "la mayoría de la gente actuaba pacíficamente". "Era una gran multitud pero no era violenta", ha defendido. Por su parte, Nogueres ha denunciado un "componente político importante" en el juicio, donde para la Fiscalía "la resistencia pasiva es suficiente para calificar los hechos del 2017 de violentos".

Bonet se ha sumado a las críticas apuntando que la acusación dirigida contra Cuixart "es un ejemplo de esta concepción de la manifestación como una amenaza y, al mismo tiempo, es un intento de reprimir el ejercicio de este derecho fundamental".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat