La Comisión Europea se ha negado a cambiar de posición sobre el caso del procés ante el llamamiento de Amnistía Internacional a liberar a Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, condenados a nueve años de prisión por sedición. "Es un asunto interno", reiteran desde el ejecutivo europeo, preguntados por la reacción de esta ONG internacional que trabaja por los derechos humanos.

La Comisión Europea, en su línea habitual, insiste en que respetan el "orden constitucional español" y "las decisiones de la justicia española".

En un informe, Amnistía Internacional ha exigido este martes la liberación de Jordi Sànchez y Jordi Cuixart al considerar que su condena "amenaza los derechos a la libertad de expresión y reunión".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat