Jami Matamala, el empresario gerundense que acompañó Carles Puigdemont durante todos los meses de su exilio, ha entrado este martes en el Senado, después de haber sido escogido por la demarcación de Girona. Matamala, que hace nada más una semana que ha vuelto a Catalunya y que está investigado por encubrimiento, ha tomado posesión del cargo durante la sesión de constitución de la cámara.

Matamala se ha podido abrazar con el preso político Raül Romeva al inicio del pleno y le ha entregado una carta del presidente Carles Puigdemont. 

Romeva Matamala Senat -EFE

En el acatamiento de la Constitución, Matamala lo ha hecho "con lealtad al mandato del 1 de octubre y con fidelidad al pueblo de Catalunya y por la libertad de los exiliados y presos políticos".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat