El Senado francés ha vivido un vibrante debate sobre Catalunya, donde han aparecido fuertes críticas al juicio del Tribunal Supremo español al procés. La semana pasada ya apareció la cuestión en la Asamblea nacional, pero en la cámara alta el debate ha sido de más decibelios, en una situación nada habitual en la política francesa.

El debate lo ha iniciado el senador Pierre Ouzoulias, vicepresidente de la comisión de Asuntos Europeos del Senado, que ha preguntado a la ministra de Asuntos Europeos francesa, Nathalie Loiseau, sobre la situación en Catalunya mientras criticaba duramente el juicio a los presos políticos catalanes y la represión policial en el referéndum del 1-O.

Ouzoulias, del PCF, ha afirmado que el juicio es un problema europeo, y ha pedido a los senadores franceses actuar para que "los derechos de nuestros homólogos que son juzgados a Madrid sean respetados".

"Mi conciencia -quizás ingenua- de demócrata me obliga a preguntarme cómo es posible que los que han organizado pacíficamente una votación puedan ser acusados de los mismos delitos que los que combatieron la democracia", ha añadido aludiendo a las penas de rebelión para el golpista Antonio Tejero. Ha cargado también contra la presencia del partido ultra Vox como acusación popular en el procedimiento, lo que en su opinión confirma "que es un juicio eminentemente político". "Este juicio no afecta sólo a Catalunya y a España, sino a Europa entera", ha manifestado.

El senador, que no se ha pronunciado sobre la independencia de Catalunya, ha recordado que España ya implicó a Europa en el procés catalán cuando pidió la extradición del president Carles Puigdemont, y ha apuntado que el tribunal alemán ya se pronunció diciendo que no existía delito rebelión, la principal acusación de la Justicia española.

La ministra de Asuntos Europeos francesa se ha mantenido en una posición distante del procés catalán y ha dado apoyo al Gobierno. "Si el Estado de derecho es importante en el Este, también lo es en el Sur", ha indicado, mientras acusaba el referéndum de ser un acto contra la Constitución, y en el que "no se conocía el censo"

Al senador del PS francés Simon Sutour no le ha gustado la intervención de la ministra y la ha calificado de "poco convincente" con respecto a España. "Si quiere ser creíble no puede tener posiciones de geometría variable sobre el Estado de derecho. Dice a Polonia, a Hungría o a Rumania que lo que hacen no está bien, y después calla cuándo se trata de España", ha soltado.

Ha recordado que los políticos catalanes juzgados ante el Tribunal Supremo español "no se han caído del cielo", sino que son miembros del Govern y la presidenta del Parlament. Al escuchar eso la ministra ha intentado cortarlo pero el senador no lo aceptado y ha seguido todavía con más críticas. "¿Sabe quién lleva la acusación popular del juicio? Es el partido ultra Vox. ¿Es normal en un sistema jurídic, es normal en el procedimiento jurídico de la UE?", se ha preguntado.

Sutour ha adelantado que varios senadores franceses están negociando un posicionamiento contra el juicio a los presos catalanes.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat