El diputado y secretario General de Vox, Javier Ortega Smith, ha incurrido en un delito de odio contra las Trece Rosas, el nombre colectivo con el cual se conoce en un grupo de mujeres, de entre 18 y 29 años, que fueron fusiladas por el régimen franquista el 5 de agosto de 1939 en Madrid. Así lo estima la Unidad especializada en Delitos de Odio de la Fiscalía General del Estado en un informe que ha hecho llegar a la sala segunda del Tribunal Supremo.

En concreto, el número dos del partido ultraderechista manifestó el 4 de octubre que las jóvenes "torturaban, violaban y asesinaban vilmente", en una entrevista al programa Los Desayunos de Televisión Española (TVE).

Checas de Madrid

Ortega Smith realizó estas declaraciones en un momento de la entrevista en el cual estaba hablando sobre lo que considera el periodo de "pre-guerra" período al cual se refiere momentos previos al "al alzamiento del 18 de julio". En este sentido, afirmó que "no se habla de las iglesias que se quemaban ni las monjas que se violaban antes de la Guerra Civil". Prosiguió defendiendo que Vox reclama que se hable "de toda la memoria histórica, no sólo una parte".

Por eso, recalcó, que se tiene que explicar a las generaciones actuales y futuras "las torturas" que, según su opinión, se cometieron en las checas de Madrid. "Sabe Usted como se ha mentido en la historia hablando de algunas que se llamaban las trece rosas y resulta que lo que hacían era torturar, violar y asesinar vilmente", pregunta al presentador de TVE, Xabier Fortes; y sentencia: "cometieron crímenes brutales en las checas".

Alfonso Aya Onsalo, fiscal especialista en delitos de odio, remarca que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos en su sentencia del 6 de julio del 2006, recuerda que es "de vital importancia" que los políticos, en sus discursos públicos, "eviten difundir palabras susceptibles de fomentar la intolerancia, generando un sentimiento lesivo para la dignidad de los eludidos y un riesgo para los derechos de terceros y el sistema de libertades."

Querella de la asociación y familiar

Este pronunciamiento de la fiscalía especializada en delitos de odio, viene precedido de una querella por injurias y calumnias que interpusieron en el Tribunal Supremo la asociación de las Trece Rosas de Asturias y dos de los sobrinos nietos de Dolors Conesa -una de las fusiladas- contra el diputado de Vox.

El 28 de febrero tenía que haber un acto de conciliación entre los querellantes y Ortega Smith por estas declaraciones en el Juzgado de Primera Instancia número 40 de Madrid, pero el político de la formación verde no se presentó y, en su lugar, acudió su abogado.

En un primer momento, tanto la asociación como los dos sobrinos nietos de Conesa querían que Ortega Smith fuera condenado a cinco días de trabajos exhumando a víctimas de la Guerra Civil y de la dictadura franquista, así como el pago de una indemnización de 10.000 euros que se quería entregar a colectivos relacionados con la memoria histórica. Ahora bien, estaban dispuestos a renunciar a esta condena, si Ortega Smith se retractaba. No obstante, su letrado se opuso.

Por eso, los demandantes optaron dar un paso más e iniciar una querella criminal contra el político ultraderechista por un delito de injurias y calumnias.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat