La convocatoria electoral empaña cada vez de manera más evidente las relaciones entre los socios de Govern en Catalunya. Después de que el vicepresident y líder de ERC, Oriol Junqueras, ha advertido públicamente al president, Quim Torra, sobre la necesidad de tomar decisiones sobre la fecha de los comicios, la consellera de Presidència, Meritxell Budó, ha replicado que en estos momentos el gobierno está "centrado y concentrado" en combatir el coronavirus y no prevé ninguna convocatoria electoral.

 

Torra había anunciado a finales de enero que convocaría elecciones una vez se hubieran aprobado los presupuestos, pero la crisis provocada por la pandemia ha revuelto el escenario hasta el punto que desde JxCat se ha decidido aparcar la convocatoria. Esquerra, sin embargo, no comparte esta decisión.

El líder republicano había advertido en una entrevista a RNE que en algún momento Torra tendrá que convocar elecciones y "no puede ser que el Tribunal Supremo sea quien acabe activando el reloj electoral".

Durante la rueda de prensa diaria del Govern, Budó ha recordado que corresponde al president de la Generalitat decidir la fecha de las elecciones y lo hará "cuando lo considere", pero ha dejado claro que ahora mismo no tienen "el marco electoral en frente".

En cualquier caso, se ha mostrado convencida de que "cuando sea el momento" los socios de gobierno se podrán entender sobre la fecha de los comicios. "Ahora estamos centrados al combatir la pandemia y minimizar las consecuencias", ha insistido.

Sobre la posibilidad de que una inhabilitación de Torra por parte del Supremo provoque el adelanto electoral, se ha limitado a señalar que "si venden decisiones sobrevenidas ya valoraremos estas decisiones".

Seguirà ampliació

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat