La intervención del diputado Oskar Matute (Bildu) en la comisión que investiga la financiación del Partido Popular ha sido, como era previsible, una salida por la tangente del expresidente del gobierno español, José María Aznar. De hecho, Matute ya ha dado por hecho que Aznar utilizaría "el comodín de ETA" para rebatir sus argumentos y así ha sido.

Tanto es así que Aznar ha aprovechado no sólo para recordar la vinculación de Bildu con ETA, sino también para asegurar que en "España no hay presos políticos, ni presos vascos o catalanes", una declaración que ha servido también para dejar claro el posicionamiento de Aznar sobre la situación de los presos independentistas catalanes.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat