El alcalde de Agramunt y diputado de ERC en el Parlament, Bernat Solé, será el nuevo conseller de Exteriors. Así lo ha decidido la dirección de ERC y lo ha trasladado al presidente Quim Torra, que lo nombrará este mismo viernes. Solé asume la cartera de Exteriores, Relaciones Institucionales y Transparencia después de que hace dos semanas el entonces conseller Alfred Bosch dimitiera por el caso de acoso sexual dentro de su departamento.

El nuevo conseller tomará posesión del cargo de forma telemática este mismo sábado, en una conexión por videoconferencia con el presidente Quim Torra y la consellera de la Presidencia y portavoz, Meritxell Budó, que ha asumido las funciones del secretario del Govern, de baja por paternidad.

Solé, que es también portavoz adjunto de ERC en el Parlament, dejará la alcaldía de Agramunt, donde ha estado los últimos nuevos años, para poder centrarse en la nueva tarea a la Generalitat. Durante las últimas dos semanas, desde la dimisión de Bosch, la consellera de Agricultura, Teresa Jordà, había asumido las funciones de al conselleria.

"Ya he comunicado mi aceptación y lo hago, por una parte, con el pesar de tener que dejar de ser alcalde de Agramunt, villa por la que he trabajado incansablemente durante estos últimos 13 años (4 a la oposición y 9 como alcalde), pero sobre todo con la ilusión, determinación y compromiso con el país y con los valores republicanos", ha asegurado Solé en un comunicado.

ERC opta por una persona "neutra"

ERC ha defendido la elección de Solé porque "es una persona externa en Acción Exterior" y consideran que puede hacer "una aproximación neutra a los últimos acontecimientos". Además, aseguran que "tiene mucha experiencia y competencias en gestión de equipos como ha hecho al ayuntamiento de su ciudad o en el Parlament de Catalunya ejerciendo las tareas de coordinación del Grupo Republicano".

Los republicanos han optado por un "perfil más político que técnico", porque aseguran que se ha tenido "en cuenta que el departamento ya tiene un equipo con un alto conocimiento técnico y del sector que está dando buenos resultados en la tarea de internacionalizar y presentar Catalunya en el mundo".

Bosch dimitió el pasado 9 de marzo después de que saliera a la luz que su exjefe de gabinete, Carles Garcias, fue cesado por varias acusaciones de acoso sexual a trabajadoras del departamento. La información, publicada por el diario Ara, aseguraba que el conseller habría intentado reubicarlo cuando la dirección del partido lo supo y lo quería expulsar.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat