Anoche leí en nuestro diario esta pieza donde se resumía la entrevista que David del Cura le hizo a Roberto Bermúdez de Castro en el programa La Brújula de Onda Cero. Y me entraron muchas ganas de escucharla entera. Y eso es lo que he hecho esta mañana. Porque, claro, no pasa cada día que puedas oír las valoraciones políticas y mediáticas del secretario de Estado de Administraciones Territoriales pero, sobre todo, coordinador de la aplicación del artículo 155. Vaya, del señor que vendría a ser el conseller en cap de esta Generalitat presidida por Mariano Rajoy y vicepresidida por Soraya Sáenz de Santamaría.

Si quiere oírlo, en este enlace tiene el programa entero. La entrevista es a partir del 2.42.10. Pero si le da pereza, he escogido tres momento muy bonitos. Los dos primeros van sobre TV3 y Catalunya Ràdio. El presentador tenía ganas de juerga y pidió un 155 contra TV3 y Catalunya Ràdio. Y el señor 155 tuvo que explicarle por qué no pudieron hacerlo. Y después se quedó a gusto:

Gran frase esta: "No puedo oír Catalunya Radio más de cinco minutos". Pero la supera: "Hay que intentar que las familias puedan cenar y hablar de política, como en cualquier otro punto de España". Pero en este concurso del "supere su propia frase anterior", gana esta otra: "En TV3 y en Catalunya Ràdio se denigra, se denosta y se insulta al 50% de los catalanas". ¡SEN-SA-CI-O-NAL! Lamentablemente, el señor Bermúdez no puso ningún ejemplo ni ofreció ninguna prueba. Dijo eso como podría haber dicho que en TV3 y Catalunya Ràdio están muy a favor del choped de Mickey Mouse o que se asesinan niños. No dudo, sin embargo, que antes de terminar su trabajo como señor 155, lo que será pronto, demostrará sus afirmaciones. Porque si no, pasará a la historia com un mentiroso y un intoxicador. Otro más.

Muy interesante también su queja de que se le critique por haber dicho esto:

Y claro como al señor Bermúdez de Castro no lo gusta que lo critiquen, ha optado por no ir a Catalunya Ràdio...

O sea, él no irá a Catalunya Ràdio (se supone que al programa de Mònica Terribas) porque no está dispuesto a que le falten al respeto una vez cuelgue el teléfono. Bien, aparte de que tiene otra opción consistente en ir al estudio, ¿en qué basa esta afirmación? ¿Le han faltado al respeto en Catalunya Ràdio después de haber sido entrevistado? No lo creo, porque afirma que no piensa ir. Si una cosa no ha sucedido ni sucederá, es imposible saber qué ha pasado. Es un concepto que resume perfectamente la frase: "si mi abuela tuviera ruedas, sería una bicicleta".

En todo caso, en lo de criticar a alguien cuando este alguien ya no está, el señor Bermúdez sabe de lo que habla. Si usted escucha toda la entrevista comprobará que en un momento dado despotrica de Ferran Bel (PDeCAT), que había sido entrevistado justo antes que él y que ya no estaba al teléfono para defenderse. Muy elegante, ¿no cree, cargar contra alguien que no puede rebatir tus argumentos basados en los suyos? Y, de propina, criticar a quien lo hace, olvidando que eres tú mismo quien lo está haciendo.

Y finalmente, el clásico argumento según el cual los indepes han roto una sociedad que mientras ellos no existieron era armonía pura, también comocido como "todo funciona bien mientras todo funciona como yo digo y usted calla".

Lo más simpático de todo es que eso lo dice un señor de un partido que, tal como demuestra un informe que circula por la sede del PP catalán, sufrió un descenso de 11 a 4 diputados gracias a la aplicación del 155. Pero claro, los actuales presidente, vicepresidenta y conseller en cap del Govern de la Generalitat (o sea, Rajoy, Soraya y el señor Bermúdez) necesitaban y necesitan pronunciar un discurso agresivo contra Catalunya porque eso les da votos en España y, sobre todo, tapa su corrupción. Porque esta es la otra cuestión. Quizás en estos medios donde se insulta a la mitad de los catalanes y se falta al respeto de los entrevistados, el señor Bermúdez sería preguntado por la corrupción. Y pobrecito, como no está acostumbrado, tendría un disgustito. Mucho mejor no ir, o ir a entrevistas-masaje como Mariano Rajoy, que el pasado 27 de noviembre fue entrevistado por Pedro Piqueras en Tele 5 y, en plena tormenta política por los casos de corrupción que afectan al PP, no le hizo ni una sola pregunta sobre corrupción. ¡NI UNA! Si quiere, puede comprobarlo en este enlace.

Lo ve usted cómo todo funciona mejor cuando todo el mundo se porta bien y es obediente...

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat