La tensión en Hong Kong sigue al rojo vivo después de que los manifestantes volviesen a provocar este martes la parálisis del aeropuerto de la ciudad entre cargas policiales, mientras la jefa del Ejecutivo, Carrie Lam, aseguraba que las protestas están llevando la ciudad a un "camino sin retorno".

Manifestantes y policía están protagonizando este martes los primeros incidentes en la terminal. Los agentes antidisturbios han entrado en la terminal empleando gases lacrimógenos y algunos manifestantes han bloqueado vehículos policiales en medio de escenas de tensión.

Las autoridades de Hong Kong anunciaron hoy pasadas las 17.00 hora local que todos los vuelos que quedaban por salir de su aeropuerto internacional se suspendían, después de que los manifestantes volviesen a ocupar una terminal.

"Todos los servicios de facturación para vuelos de salida han quedado suspendidos a partir de las 16.30 horas", se indica en un comunicado de las autoridades aéreas de la ciudad autónoma.

También se han producido tensiones porque algunos manifestantes han interceptado un falso periodista, que llevaba dentro de la mochila una camiseta con la inscripción "I love policia".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat