El empresariado del Ibex 35 cierra filas y reclama al Gobierno y a los agentes sociales un gran pacto por reactivar la economía tras la crisis del coronavirus, que genere confianza y seguridad jurídica para atraer inversiones y, sobre todo, que no elimine todavía las medidas que "funcionan" como los ERTE y los avales. Unas peticiones que hace la crème de la crème del empresariado español durante la cumbre empresarial organizada por la CEOE, que empezó ayer lunes 15 de junio y seguirá reuniendo empresarios hasta el 24 de junio.

En la primera jornada, celebrada ayer, los protagonistas fueron Pablo Isla (Inditex), Juan Roig (Mercadona), Ana Botín (Santander), Carlos Torres (BBVA), José Ignacio Goirigolzarri (Bankia), José Ignacio Sánchez Galán (Iberdrola), José Bogas (Endesa), Francisco Reynés (Naturgy), Antoni Brufau (Repsol), José Manuel Entrecanales (Acciona) o Beatriz Corredor (Red Eléctrica), entre otros.

El presidente de la CEOE y anfitrión, Antonio Garamendi, ha reafirmado el "compromiso con España" de todos los empresarios, que quieren "sumar" en el proceso de reconstrucción, antes de dar paso a los ponentes, que hoy representaban en mayoritariamente en los sectores de las finanzas y la energía. En gran parte, las demandas del empresariado que se iniciaron ayer y seguirán durando días, se centran al reclamar un alargamiento de los ERTE hasta finales de año, algo que desde el Gobierno se descarta. De hecho, ayer mismo la ministra de Trabajo Yolanda Díaz aseveraba que se pone sobre la mesa alargar los ERTE sólo hasta septiembre, algo que se tenía que llevar hoy al Consejo de Ministros pero que finalmente queda fuera del orden del día.

Isla y Roig reclaman consenso político

El presidente de Inditex, Pablo Isla, ha advertido que el plan de recuperación de la economía "es complejo y exigirá mucha disciplina, audacia, madurez" y una actuación muy responsable del gobierno, los partidos políticos, las empresas, los sindicatos y los ciudadanos.

Isla pide que "se busquen consensos" y considera prioritario garantizar la seguridad jurídica, no desmontar lo que estaba funcionando -en materia de empleo- y "no descafeinar antes de tiempo" medidas como los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) o los avales en empresas, "que están ayudando a que no se destruya el tejido empresarial".

El presidente de Mercadona, Juan Roig, señala que después de la crisis sanitaria se aproxima una etapa muy dura económicamente y ha considerado que para avanzar en la recuperación hay que eliminar "trabas burocráticas, facilitar las inversiones finalistas, garantizar la seguridad jurídica" y mostrar a la sociedad que las empresas son "generadoras de riqueza y bienestar".

La banca, por la creación de empleo


Los presidentes de los principales bancos españoles -Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia, Sabadell y Liberbank- reclaman que el plan de reactivación impulse la creación de empleo, atraiga inversiones y ponga el foco en los sectores que más están sufriendo, como el sanitario y el turístico, a la vez que destacan el papel del sector para ayudar a sobrevivir a las empresas".

Para la presidenta del Banco Santander, Ana Botín, los ERTE han evitado un "colapso social y han mostrado su eficacia", ya que en el inicio de la desescalada, casi 388.000 personas han recuperado su trabajo, aunque no hay que olvidar a los 3 millones de personas que siguen en ERTE y los otros 3 millones de parados que ya había.

La transición energética como herramienta

Los directivos de las principales compañías energéticas como Iberdrola, Acciona, Endesa, Repsol o Naturgy han apostado por acelerar las inversiones para la transición energética para conseguir la recuperación económica y del empleo, para la cual que se necesita seguridad jurídica y la eliminación de trabas, como el límite anual a la inversión en redes eléctricas.

Los operadores de sistemas energéticos -Red Eléctrica, Enagás o CLH- se muestran partidarios de potenciar la inversión y apostar por la innovación en el sector de la energía para que este pueda ayudar en la reinvención" de la industria y de la economía, el futuro pasa por una recuperación "sostenible y duradera".

Las conferencias empresariales en el marco de la cumbre continuarán los próximos días con temáticas como el turismo y la reactivación de la economía para superar la crisis del coronavirus.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat