La doctora Magda Carlas, especialista en dietética y nutrición y miembro de la Acadèmia Catalana de Gastronomia i Nutrició, un día más nos ayuda con sus consejos a tener una vida más sana. Hoy nos explica qué podemos hacer para combinar de manera saludable la dieta y el deporte.

 

¿Hacer deporte implica cambiar la dieta?

A menudo cuando hacemos deporte nos pensamos que hacer una hora de ejercicio al día permite hacer algunos excesos. La doctora Magda Carlas nos explica que, aunque ayuda a eliminar grasas del cuerpo, no elimina tantas como nos imaginamos. Por ejemplo, dar una clase de pilates representa quemar 250 calorías o una clase de gimnasia normal 350 calorías.

Hacer deporte no nos exime de cuidar nuestra alimentación

sporlab XiZ7pRvCzro unsplash

La importancia del agua en el deporte

A la hora de practicar deporte tenemos que controlar la hidratación. La cantidad de liquido que necesitamos aumenta durante la actividad física, pero la cantidad exacta dependerá de otros factores como la intensidad, la duración, la temperatura ambiental o la ropa que utilizamos.

El consejo de la doctora para no equivocarnos es beber 150 mililitros de agua o de alguna bebida isotónica unos 15 - 20 minutos antes de empezar a hacer ejercicio. Si el deporte dura más de 40 minutos, es recomendable otro vaso de agua hacia la mitad del ejercicio.

La temperatura del agua también influye en la hidratación de nuestro cuerpo. El agua que hidrata más es la que está entre 10 y 15 grados.

El agua que hidrata más es la que está entre 10 y 15 grados

kobu agency TWIRIAizZFU unsplash

La doctora también recuerda que bajar el índice de hidratación del cuerpo entre un 1% o un 2% aumenta peligrosamente el riesgo de lesión y hace que el rendimiento deportivo baje.

Consejos para empezar a hacer actividad física

Cuando una persona no está acostumbrada a practicar deporte, la doctora Carlas recomienda empezar poco a poco porque las articulaciones se pueden resentir. Un buen inicio antes de salir a correr es empezar paseando e ir aumentando el ritmo y la duración progresivamente.

También tenemos que vigilar con qué y cuándo comemos. Lo más aconsejable es salir a hacer deporte cuando no tenemos mucha hambre ni acabamos de comer. Si antes de empezar tenemos un poco de hambre, lo mejor es tomar algún alimento de fácil digestión como puede ser un zumo de frutas o yogur líquido.

Carlas explica también que todo el mundo tiene que hacer el ejercicio físico adecuado a su edad y condiciones físicas y empezar y acabar con un buen calentamiento y estiramientos.

La doctora Magda Carlas es licenciada en Medicina y Cirugía, tiene un posgrado de Dietética y Nutrición y un máster en Ciencias de los Alimentos por la Universidad de Farmacia y Nutrición de Barcelona. Actualmente forma parte del departamento de nutrición de la Clínica Eugin de Barcelona. Combina su trabajo diario en la clínica con la divulgación médica y nutricional.

Publicó su primer libro en 1998, Alimentarse bien al ritmo de hoy (Plaza & Janés), y desde entonces ha hecho varias publicaciones: Cena conmigo esta noche (Plaza & Janés), Pasando de dietas (Plaza&Janés), Come conmigo en Barcelona (Plaza& Janés), 12 sopars per quedar bé (Ed 62), 12 cenas para sentirse mejor (Ed 62), Quítate un peso de encimaCapricis de Barcelona (Ara ed), Barcelona Temptations (Ed Viena), Cómo sobrevivir al menú diario de restaurante, Ahora te toca a ti (Planeta ed), No t’ho empassis (Columna), Caprichos sanos (Ed 62), Inteligencia Nutricional (Plataforma editorial), El chef en casa (Planeta), Más claro que el agua (Edtorial Amat ), La dieta puede esperar (2019, Cúpula).

Magda Carlas es consultora de nutrición para varios medios de comunicación, forma parte de la Acadèmia Catalana de Gastronomia i Nutrició y es una firme defensora de la gastronomía sana.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat